Actualidad

La reprimenda de Joaquín Prat a Bigote Arrocet tras confesar sus infidelidades: "No hay que ponerse medallas"

Bigote Arrocet alardeó de sus infidelidades hace unos días en 'Secret Story', aunque no desveló si María Teresa Campos había sido una de las víctimas de sus engaños. Las palabras del humorista han generado un gran revuelo. Joaquín Prat, recientemente separado de la madre de su hijo, ha cargado duramente contra él.

Lea también - Bigote Arrocet confiesa sus infidelidades: "Hay que saber hacerlo bien"

"Si cuando él reconoce que ha sido infiel a alguna de sus parejas, y no especifica, podemos pensar que quizás Teresa ha sido víctima de alguna de sus infidelidades", ha comentado el co presentador de El programa de Ana Rosa este martes.

A continuación, llegó su reprimenda contra él: "Lo de que no se ha sentido mal por haberlas cometido le retrata un poco. No hay que ponerse medallas por haber sido infiel a tus parejas", ha sentenciado.

Mientras tanto, el chileno se encuentra muy relajado y tranquilo en la casa de Secret Story. Tras muchos meses alejado de los medios, el actor tiene ganas de hablar y no tiene problemas en contar detalles de su relación con la veterana comunicadora.

Lea tambiénMaría Teresa Campos le tenía miedo a Bigote Arrocet porque le faltaba el respeto a gritos, según Kiko Hernández

Sus palabras sobre las infidelidades las pronunció este lunes durante una conversación con Luca Onestini y Miguel Frigenti: "Es un tema de acuerdo a la religión y el país. En los países árabes te puedes casar con tres, cuatro o cinco mujeres y no pasa nada. El lado occidental es el más falso de todos porque uno se casa y tiene a su novia y tiene a su amante en la mayoría de los casos. La infidelidad es relativa".

Frigenti entonces se interesaba por si Bigote había sido infiel, a lo que el cómico respondía con máxima sinceridad: "Sí ¡claro! El que diga lo contrario está mintiendo como un bellaco". Eso sí, prefirió no desvelar a qué parejas le había sido infiel. "Ojos que no ven, corazón que no siente", se limitaba a contestar.

"Hay que saber hacerlo bien. El problema es que nadie lo reconoce. Todos dicen cosas que no son. No digo que todos los hombres sean así. A mis 72 años no he conocido a un hombre que no se haya mandando un tonteo", sentenciaba.

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
arrow-comments