Actualidad

El mercadillo que Bigote Arrocet tiene abandonado en el casoplón de su ex María Teresa Campos

O pensaba volver algún día o ha renovado su vestuario al completo. Lo primero es imposible, lo segundo, probable. La cuestión es que Edmundo Bigote Arrocet dejó tantos efectos personales en el casoplón de María Teresa Campos que se podría montar con ellos un mercadillo.

El humorista de 71 años, hoy concursante del nuevo Gran Hermano Vip, rebautizado como Secret Story, y en guerra abierta con las Campos, parece haberse olvidado de que sus enseres permanecen en el chalet de la veterana periodista quien, por cierto, no mandó al desguace, tal y como se ha publicado, los dos coches de Bigote, que llevaban años guardados en su garaje.

Los autos fueron enviados al garaje de otra persona y allí están a la espera de que Arrocet decida qué hacer con ellos. Con los dos y con un tercero que se encuentra en la plaza de garaje propiedad de su amiga Gema Serrano.

Esta última confiesa que lleva meses sin poder localizar a Edmundo, que le llama y no contesta al teléfono. La verdad es que los amigos españoles de Arrocet desconocían sus andanzas hasta que apareció por Madrid para intervenir en el reallity.

Ni su íntimo, casi un hermano, Tony Antonio, es capaz de adivinar el ritmo de vida llevado por el ex de Teresa desde que se fue de España tras romper con la octogenaria periodista. Bien se encargó Bigote de ocultar los pormenores de su nueva existencia.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin