Actualidad

Tamara Falcó reaparece abatida tras la muerte de su abuela, Beatriz Arrastia

Pasando por unos días especialmente complicados tras el fallecimiento de su madre, Isabel Preysler ha contado con el apoyo incondicional de uno de los pilares fundamentales en su vida, su hija Tamara Falcó. Demostrando una vez más que la relación entre madre e hija es maravillosa, la marquesa de Griñón no se ha separado de su progenitora en las últimas horas. Juntas se despidieron de Beatriz Arrastia a los 98 años.

Lea tambiénLa madre de Isabel Preysler, incinerada sin la presencia de su hija y sus nietos

Tras un velatorio en la más estricta intimidad en el domicilio de Puerta del Hierro y una incineración en la que no estuvo presente ningún ser querido de Arrastia, Tamara salió de su domicilio en la tarde este lunes. Lo hizo en su propio coche y visiblemente cabizbaja por las dolorosas circunstancias. Tanto ella como sus hermanos tenían una relación muy especial con la matriarca. 

Durante el poco tiempo que Tamara estuvo fuera de casa, la joven acudió al exclusivo Club Puerta de Hierro cercano a su domicilio, tal y como recoge Europapress. Allí pasó algunos minutos antes de regresar a 'Villa Meona' para seguir arropando a Isabel. 

Lea tambiénIsabel Preysler, arropada por Mario Vargas Llosa, Tamara Falcó y Enrique Iglesias, se despide de su madre en la intimidad

Tamara encadena desde 2020 dolorosas pérdidas. En marzo del año pasado falleció su padre, Carlos Falcó, tras contraer el coronavirus. En septiembre se despidió de su cuñado, esposo de Xandra Falcó, Jaime Carvajal, y en octubre murió su tío Fernando Falcó. Para sobrellevar el dolor cuenta con el apoyo de su novio, Íñigo Onieva, que no ha estado a su lado en el velatorio íntimo por su abuela.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin