Actualidad

Kiko Matamoros, entre lágrimas, desvela lo que le quedó por hacer con Mila Ximénez: "Al final no pudo ser"

Kiko Matamoros se ha despedido este jueves de su amiga Mila Ximénez tras no acudir este miércoles al Sálvame improvisado que se hizo en su honor y tampoco al tanatorio por su última intervención estética. Entre lágrimas, ha recordado a su compañera con unas sinceras palabras que han reflejado todo lo que ella significaba y significa para él.

Lea también: Jorge Javier Vázquez confiesa que "perdió la ilusión" y que la despedida a Mila Ximénez le dio "ganas de vivir"

Jorge Javier Vázquez fue el encargado de contarle la semana pasada que Mila ya se encontraba muy mal: "Desde el martes cuando nos lo comentaste a Kiko Hernández y a mí nos vino un baño de nostalgia. Intento contenerme y acordarme de todo lo positivo que tenía Mila, de su figura, de su cariño, de lo que nos hemos querido...", ha desvelado Kiko desde su casa, mientras lucía gafas de sol por su última intervención. 

En este sentido, Mila le aportó muchísimas cosas buenas en su día a día: "Y sobre todo agradecerle el trato que tuvo con mis hijos y con la gente que sabía que yo quería. Fíjate que cuando le dije que me iba a cambiar de casa, me decía que esa entrevista me la hacía ella y al final no pudo ser". El contertulio finalmente dio esta exclusiva la semana pasada junto a su novia, Marta López Álamo

La complicidad entre los dos era descomunal, tal y como los espectadores apreciaban cada día: "Tengo unos recuerdos grandísimos de ella, éramos muy parecidos, por eso teníamos esa complicidad. Solo teníamos que mirarnos y nos partíamos. La verdad es que, de los recuerdos más bonitos que tengo de ella es cuando nos cruzamos en los tornos de Telecinco. Ella venía de Supervivientes, estábamos peleados, hablamos y nos dimos un abrazo enorme. Ahí se acabó todo", ha recordado muy emocionado. 

A partir de ese bache, volvieron a ser los de siempre: "Entendimos que estábamos haciendo el imbécil. Es muy difícil porque han sido muchos años, la conocí en Sevilla al separarse de Manolo... La verdad es que para mí ha sido una compañera increíble, lo profesional no hay quien lo pueda discutir ni cuestionar, ha sido una grande de la tele, ha sabido hacer espectáculo...".

Lea también - Alba Santana, en el último adiós a su madre, Mila Ximénez: "Espero seguir haciéndola sentir orgullosa el resto de mi vida"

Después, ha tenido unas bonitas palabras para el conocido 'Eje del mal', formado por Kiko Hernández, Mila y él mismo: "Entre los tres hablábamos y sacábamos cosas de la despensa y se liaba la de Dios. He disfrutado muchísimo de ella. Pasó una época mala que la viví cerca de ella porque tuvo incluso que vender los muebles de la casa, la llevé incluso a un par de 'Tómbolas' y gracias al 'Tomate' y Sálvame...". 

Hay que recordar que su tocayo y él se pusieron de acuerdo para enviarle una corona conjunta, en honor a ese eje: "Hablamos los dos, Kiko y yo, y decidimos hacer esa corona... Un homenaje de complicidad, cariño y admiración".

Por último, si hay algo que siempre le agradecerá es los valiosos consejos que le dio, especialmente en lo relativo a la mala relación con sus hijos: "Luego ella me ha dado muchísimos consejos siempre. Con mis hijos ha sido la más pesada del mundo, siempre estaba 'acércate a ellos', 'olvídate', 'te va a merecer la pena'... Cuando me separé se llevó casi una alegría más grande que yo", ha sentenciado.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin