Actualidad

Felipe VI y Pere Aragonés: su saludo duró cuatro veces más que el de Sánchez y Biden

El Rey habló este miércoles con la comunicación no verbal. Las imágenes hablan por si solas y responden a la expectación que había despertado la posibilidad de que Felipe VI se encontrase por primera vez con Pere Aragonès después de su investidura.

El Monarca finalmente saludó al presidente de la Generalitat durante un encuentro informal con empresarios. Ambos se hicieron fotos en las que aparecen junto al presidente de Corea del Sur, Moon Jae-in, y la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, entre otros. Más que con las palabras de su discurso en la reunión del Cercle d'Economia, dedicado a las relaciones entre España y Corea, Su Majestad mostró su característica cordialidad por encima de los desplantes independentistas.

El gesto, dadas la tensión política, es muy significativo. Si la Generalitat y el Gobierno han iniciado una etapa de deshielo, y se avecinan los indultos de los condenados tras la declaración de independencia de 2017, Aragonès y Pedro Sánchez están condenados a intercambiarse gestos. Puede que saludar al Rey sea uno de los presentes de Aragonès. No sería de extrañar que el jefe del Ejecutivo haya pedido al Govern una señal, aunque sea pequeña, de aproximación a la Monarquía.

A la llegada del Rey al hotel W, donde se celebraba la reunión anual del Cercle d'Economia no se encontró ni Aragonès ni con Colau porque ni el honorable ni la regidora estaban para recibirle. Felipe VI se dirigió sin más preámbulos al encuentro informal entre empresarios coreanos y españoles en una terraza del establecimiento. De testigos, Ana Botín (Banco Santander), Pablo Isla (Inditex), José María Álvarez-Pallete (Telefónica), Isaías Táboas (Renfe), Aitor Moll (Prensa Ibérica) o Josep Creuheras (Planeta).

Todos arroparon como una piña a Su Majestad en los instantes de espera a Moon Jae-in, el presidente de Corea del Sur. Exactamente media hora después, el president y la alcaldesa de la Ciudad Condal acudieron junto al grupo y por tanto coincidieron con Felipe VI.

Nos cuenta un destacado empresario situado a medio metro del Rey que don Felipe presentó al presidente coreano a Pere Aragonès y que a continuación hizo lo mismo con Colau. El mandatario coreano, el Rey, el presidente y la alcaldesa charlaron mucho más que Joe Biden y Pedro Sánchez. Dos minutos hablaron exactamente el Monarca, el Honorable, la regidora de la Ciudad Condal y Moon Jae-in. Pero fue Su Majestad en persona quien propuso que la escena fuera inmortalizada por los fotógrafos. 

Después tuvo lugar la cena de gala, ya sin Aragonès, que no asistió como se había anunciado. La 'consellera' de Presidència, Laura Vilagrà (ERC), y la de Exteriors, Victòria Alsina (JxCat) le sustituyeron. Pero la Casa Real divulgó la foto mientras que la Generalitat eligió otra imagen: Aragonès hablando con el presidente coreano mientras Felipe VI les contempla.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin