Actualidad

Isabel Pantoja intenta no acudir como testigo al juicio entre su hijo, Kiko Rivera, y su hermano Agustín

Aunque ha cerrado filas al lado de su hermano Agustín Pantoja y en contra de su hijo Kiko Rivera, Isabel Pantoja intentará por todos los medios no acudir como testigo al futuro enfrentamiento judicial entre el tito y el sobrino. Ya ha pedido a su abogado que busque la fórmula adecuada para eludir esa presencia, pero lo tiene difícil porque la defensa de su primogénito considera que la tonadillera es una testigo esencial en el contencioso entre las dos partes.

Lea también - Kiko Rivera asesta el golpe de gracia a su madre: cierra la venta de Cantora y puede dejarla sin la finca

Isabel tiembla de pensar en la que se le viene encima, si Kiko añade a la demanda contra Agustín, al que ya se conoce popularmente como 'el Rasputín de Cantora', otra contra ella. Y es lo más probable si la cantante no devuelve a su ex hijo del alma determinadas pertenencias de su padre, Paquirri, y no aclara cuentas definitivamente con él.

Pasan los meses y las diferencias se hacen insalvables, ninguno da su brazo a torcer y no existe el menor contacto físico o verbal entre ellos. Todo sigue su camino por medio de sus abogados y no se llega al menor acuerdo.

Lea tambiénIsabel Pantoja solicita una reunión con su hijo y Kiko Rivera se niega

Agustín era un referente para su sobrino, su relación parecía idílica, hasta que el segundo comenzó a ahondar en los asuntos económicos familiares. Hoy son dos enemigos irreconciliables.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin