Actualidad

La Casa del Rey da un toque de atención a la empresa que ha contratado a Carla Vigo, sobrina de la Reina Letizia

Quiere ser actriz y convertirse en una estrella, pero Carla Vigo carga sobre su espalda ser la sobrina de la reina de España. Una condición que no esconde, pero de la que no habla, ni siquiera en privado. Por esa relación familiar, según ella, no ha tenido las cosas más fáciles. De hecho, ha trabajado como au pair en Alemania para pagarse sus estudios y a día de hoy, que acaba de trasladarse de Aranjuez al centro de Madrid, se paga ella misma la habitación en un piso compartido.

Pero, aun así, a sus 20 años no se ha librado del toque de Zarzuela tras sus últimos movimientos. Hace apenas unos meses fichó como imagen de una firma de moda low cost, 21Ship&Company y, desde entonces, ha acudido a varios actos públicos, ha grabado su primer anuncio, ha desfilado como modelo y además ha protagonizado su primera portada en una revista del corazón. 

Estos primeros pasos ponen nerviosa a su familia materna. Su padre la apoya de manera incondicional  pero, según ha podido saber Informalia, desde Zarzuela, ya la han dado un toque. Y no solo a ella. Al responsable de la firma también. Juan Manuel Maza, el empresario propietario de la compañía, recibió una llamada en la que le hacían ver quién era Carla y le pedían responsabilidad, discreción, prudencia y que manejara la imagen de la joven sin que pudiera perturbar a la institución.

La Casa del Rey no es ajena al delicado momento que vivimos en España. Es evidente que desde ciertos sectores se impulsa una corriente antimonárquica, apoyada incluso por algunos miembros del Gobierno. Carla es el menor de sus problemas pero todo suma y no podemos olvidar la situación del rey Emérito, los escándalos de Froilán o Victoria Federica Marichalar, o que Urdangarin sigue cumpliendo pena de cárcel. No olvidemos la tormenta mediática que se formó cuando se supo que las infantas Elena y Cristina se habían vacunado fuera de España.

Lea también - Carla Vigo, sobrina de la reina Letizia e hija de Erika Ortiz, debuta en la tele: "Espero que mi madre esté orgullosa de mí"

Lo de Carla es mucho menos grave pero desde Zarzuela no están para dejar ningún cabo suelto. Se trata de impedir que la joven, sobrina carnal de la reina Letizia y prima hermana de la heredera Leonor y la infanta Sofía, pueda contaminar, aunque sea por extensión, a la Familia Real.

La hija de Carla Ortiz Rocasolano, fallecida hace 14 años, tiene la lección aprendida y, de hecho, en la entrevista que este miércoles publicaba la revista Semana ni siquiera se refirió a su tía Letizia ni a sus primas en ningún momento. Pero tenían que asegurarse de que el responsable de la marca, en cuyas manos se encuentra la hija de la desaparecida Érika Ortiz, también era consciente de que hay cosas que es mejor obviar.

Carla Vigo dejó bien claras las limitaciones impuestas en la exclusiva que concedió: "Entiendo que hay ciertas cosas que no puedo decir en público. Cada uno tenemos nuestras limitaciones en nuestras vidas y las mías son esas. Lo he asumido yo sola y he decidido que no hablo de nadie de mi familia, porque a mí tampoco me gustaría que ellos hablaran de mí".

Pero ella no quiere renunciar a su vida. Hablar de su bisexualidad si le preguntan, salir con sus amigos y compartir casa en el madrileño barrio de Lavapiés como muchos jóvenes de su edad. Se está haciendo su propio camino con la única ayuda de su familia paterna. Y eso le supone otro tipo de limitaciones, las económicas.

Lea también - Carla Vigo, sobrina de la reina Letizia, estalla tras las críticas de enchufismo: "Tengo facilidades, ¿pero qué pasa?"

Carla está estudiando en una escuela de interpretación. Lo hace online por las imposiciones del coronavirus. Sueña con trabajar con los Javis, quienes, podrían ofrecerle un papel en alguna de sus producciones. Cualquier cameo sería un tanto. Es difícil renunciar a la promoción que supone tener a la sobrina de Letizia en pantalla.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin