Actualidad

Toni Cantó y Miguel Bosé, mucho más que enemigos: ¿qué opina el actor del negacionismo de su ex?

Toni Cantó buscaba hace días en una entrega de premios campañera la foto con su nueva "jefa", Isabel Díaz Ayuso, como se refiere ahora el valenciano a la candidata que encabeza una lista en la que él no puede estar por mandato de la Justicia. Pero no olvidemos que Cantó aspira a un puesto en el futuro gobierno del PP en la Comunidad de Madrid y, quién sabe, tal vez en el organigrama de Génova.

El actor y ex dirigente de Ciudadanos ahora enrolado en las filas del Partido Popular, no sabemos sin con carné pero sí de pensamiento, palabra y obra, tuvo el privilegio hace algo más de 30 años, cuando era veinteañero, de ser un amigo muy cercano de Miguel Bosé, hoy en el centro de la polémica por sus teorías negacionistas y especialmente tras sus entrevistas con Jordi Évole.

Lea también: Miguel Bosé, contra los "cretinos del Covid": "A mi madre se la sedó hasta la muerte como a otros ancianos"

A finales de los años 80 Toni Cantó y el hijo de Luis Miguel Dominguín compartían piso pero, como recuerda María Eugenia Yagüe en el El Mundo, el actor le abandonó, dejándole "hecho polvo", dice la cronista. Preguntado por el asunto Bosé en ese encuentro en los Teatros del Canal (destino ideal para un intérprete), Cantó se escaqueó con oficio a la cuestión: "No he visto los programas, ninguno de los dos", señaló Toni Cantó poniendo ese perfil irresistible.

Miguel Bosé conoció a Toni a principios de los 80, cuando el actor era novio de Bettina Bosé, una prima del cantante que también intentaba hacerse un hueco en el mundo de la interpretación. Sin embargo, el valenciano no tardó en conectar con el divo del pop y los dos se volvieron uña y carne después de que el actor rompiera con Bettina.

Además de construir una fuerte amistad, Bosé ayudó a Cantó a introducirse en los círculos artísticos. Por entonces, el cantante ya era una estrella nacional, no solo por su abolengo familiar, sino por méritos propios, gracias a éxitos como Linda, Súper Superman o Don Diablo. Mientras tanto, Toni, nueve años menor que Miguel, iniciaba su carrera profesional como modelo. Cantó, hijo de un reputado cirujano, no quería saber nada de estudiar medicina y le fascinaba el Madrid de la Movida.

Al poco de hacerse inseparable de Bosé, Cantó debutó como presentador para el programa de TVE La tarde. Fue en el verano de 1986 y allí trabajó junto a Pastora Vega y el periodista Guillermo Fesser, uno de los conductores del espacio radiofónico Gomaespuma junto con el otro miembro del dúo.

Lea también - Miguel Bosé ataca a "su amigo" Jordi Évole por la entrevista que le hizo: "Creó encerronas incómodas, hubo mucha trampa"

Ese mismo año Toni, también rodó la película En penumbra (1987), donde el valenciano compartió protagonismo precisamente con Miguel Bosé, además de con Emma Suárez o Amparo Muñoz, Miss Universo 1974.

A día de hoy, se desconocen los motivos por los que Toni y Miguel rompieron su trato, aunque fue Toni quien dejó a Miguel, que se quedó compuesto y sin amigo.

No volvieron a dirigirse la palabra. Después, el valenciano comenzó a salir en 1988 con la actriz Eva Cobo, a quien había conocido casi dos años antes cuando ella debutaba como chica Almodóvar en Matador (1986). Pocos meses después de aquel primer encuentro, Cantó y Cobo rodaron Oficio de Muchachos, debut cinematográfico del valenciano donde compartía elenco con Eva Cobo y con Emma Suárez.  

A partir de entonces, Toni inició una vida personal muy agitada. En noviembre de 1992 celebró la llegada a su vida de su primera hija, Carlota, pero dejó a Eva Cobo dos meses antes de nacer la niña. El actor negó en un principio su paternidad y luchó en los tribunales por negarle el apellido a su hija, que falleció en 2011 con solo 18 años a causa de un accidente de tráfico. 

En el año 2000, Cantó volvió a encontrar el amor en la modelo y actriz Carla Hidalgo, con la que tuvo al pequeño Lucas dos años después.

Esta relación no duró mucho más y Toni intentó hallar el amor de de nuevo con Mar Regueras. A pesar de que los dos actores sellaron su historia con el nacimiento de la pequeña Violeta en 2006, la historia tampoco fructificó.

Lejos de perder la ilusión, el ahora diputado de Ciudadanos comenzó a salir poco después con la psicoterapeuta Inmaculada Suárez, quince años menor que él. Esta canaria fue la encargada de llevar por primera vez al altar (es un decir, porque no se casaron por la Iglesia) a Toni en 2010. La cosa tampoco cuajó, pues ambos se separaron al año de la boda.

La última relación conocida del valenciano es la que mantuvo con la actriz Lourdes Verger, con la que rompió tras dos años juntos.

Aunque es intenso su curriculum sentimental con mujeres, el propio Toni Cantó también cuenta con algún escarceo homosexual. "El primero, con un grupo de compañeros de clase cuando tenía unos 14 años", confesó a la revista Shangay Style en 2011. "Si no he hablado nunca de mis relaciones es por cuestión de pudor, no por evitar diferenciarlas por géneros o algo parecido", explicó a la misma publicación.

Tres décadas después de finalizar su amistad, Toni y Miguel Bosé volvieron a verse en Madrid en enero de 2017. No fue un reencuentro feliz, ya que ambos acudieron al tanatorio de La Paz, en Tres Cantos, a las afueras de la capital, para dar el último adiós a Bimba Bosé, sobrina del cantante, fallecida tras una durísima batalla contra el cáncer.

comentarios3WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 3

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

A Favor
En Contra

Si en "orientacion sexual" es igual que en política, me imagino que le dará igual una cosa que otra.

Puntuación 8
#1
poraquiporallá
A Favor
En Contra

como se puede ver, a las féminas el bisexualismo les encanta, como van a rechazar al que hace lo mismo que ellas...

a los heteros si les puede dar repelus

Puntuación -5
#2
en penumbra
A Favor
En Contra

https://www.youtube.com/watch?v=eB4WSn9J97A

Puntuación 0
#3