Actualidad

Marisa Jara confiesa que le han detectado "un mioma de 15 centímetros" en el útero: "Me está costando tanto..."

Tras el cáncer que sufrió en 2018, y feliz junto a su novio Miguel Almansa, Marisa Jara comenzó recientemente el proceso para convertirse en madre por primera vez a sus 41 años. Sin embargo, por un contratiempo de salud, sus planes se han truncado de momento.

A la modelo le han detectado un mioma de 15 centímetros en el útero y tendrá que pasar por quirófano para que se lo extirpen, tal y como desveló este lunes a través de Instagram. Un duro golpe que, sin embargo, no altera para nada los planes de la maniquí por convertirse en madre, puesto que como ella misma ha aclarado, es un quiste benigno, no un tumor. 

"Con lo ilusionada que estaba porque tenía cita con mi ginecóloga Marisa para hacer la primera eco y ver cómo estaba ese colchoncito que estamos fabricando con las hormonas al bebé. Pero me acaba de detectar un mioma de 15 centímetros que está ocupando prácticamente todo el útero, así que tenemos que parar con las hormonas porque me tienen que operar y quitármelo... Me está costando tanto... Dios mío", explicaba Jara.

Lea también - Marisa Jara toma la palabra tras romper con su novio Miguel: "Ha sido de mutuo acuerdo"

A pesar de todo, la modelo se muestra optimista y con fuerza para superar esta batalla: "No pasa nada porque soy muy positiva y no voy a dejar de luchar por mi sueño. Esto no es nada comparado con lo que he pasado... Una operación más... Con esta van 19, yo creo que ya está bien... Lo importante es que tiene solución y que yo, a pesar de todo, estoy feliz porque sé que lo voy a conseguir", sentenció al respecto. 

Lea tambiénMarisa Jara enciende las redes con encaje transparente y sin ropa interior

La modelo, a continuación, también le dedicó unas preciosas palabras a su novio: "Eres lo mejor que me ha pasado", le escribió al final del texto. Con el asesor inmobiliario Miguel Almans lleva un año de noviazgo. Recientemente superaron una crisis que les llevó a separarse durante unos días.

A Marisa le extirparon del estómago un liposarcoma peritoneal, un tumor maligno, en octubre de 2018. En febrero de 2019 pasó de nuevo por el quirófano para que le quitaran un mioma del útero.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin