Actualidad

La seguridad del rey Juan Carlos en Abu Dabi: el número de sus escoltas no puede ser secreto de Estado

Desde que el pasado mes de agosto el rey Juan Carlos se 'exiliara' a Abu Dabi, numerosos interrogantes se han generado sobre su estancia fuera de nuestras fronteras. Ante las preguntas emitidas por un solicitante anónimo y relacionadas con el número de escoltas que acompañaban al emérito, el Ministerio del Interior se reservó esta información alegando que podría "implicar un prejuicio a la seguridad nacional".

Sin embargo, estos datos no deberían ser secreto de Estado, tal y como ha explicado El Confidencial Digital, atendiendo a la resolución del Consejo de Transparencia y Buen Gobierno a la que han tenido acceso.

"Resulta difícil apreciar las razones por las que facilitar el número total de efectivos de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad españolas presentes en un estado extranjero, sin proporcionar ninguna información adicional sobre los mismos, sería susceptible de causar un perjuicio a la defensa o a las relaciones exteriores de tal naturaleza que prevalezca sobre el interés público en conocer dicha información", se lee en la resolución de este organismo. 

Así las cosas, Transparencia considera que "la mera cita del Acuerdo del Consejo de Ministros, de 28 de noviembre de 1986, por el que se clasifican determinados asuntos y materias con arreglo a la Ley de Secretos Oficiales, no puede considerarse justificación suficiente para la denegar el acceso a la información sin mayor fundamentación".

En su respuesta sostienen que hacer pública esta información no supondría ningún tipo de peligro: "A falta de justificación concreta por parte de la Administración, no cabe admitir, sin más, que conocer el número global de efectivos en un país, sin precisar cuántos prestan un tipo de servicio u otro, en qué lugar o cuántos se destinan a los diferentes destinos dentro del país, suponga un perjuicio para la propia seguridad de los efectivos desplazados y para la eficacia del servicio que se presta de tal relevancia que afecte a la seguridad nacional y la defensa en términos tales que prevalezca sobre el derecho de acceso a la información".

Las preguntas que el Ministerio de Interior se negó a responder

Tal y como explica El confidencial digital, esta respuesta del Consejo de Transparencia y Buen Gobierno llega después de que un solicitante pidiera al ministerio capitaneado por Fernando Grande-Marlaska información relativa a los escoltas.

Concretamente, solicitaba el "Número de efectivos de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado en servicio en Emiratos Árabes Unidos en el primer semestre de 2020" y el "Número de efectivos de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado en servicio en Emiratos Árabes Unidos en el segundo semestre de 2020".

El ministerio dio largas en su respuesta y se negó a proporcionar esta información: "El número de efectivos de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado en servicio en los Emiratos Árabes Unidos es el necesario para el adecuado cumplimiento de los fines para los cuales han sido desplazados, sean diplomáticos, de seguridad, administrativos, etc.", alegaron tras la solicitud.

Manifestaron que no la proporcionaban "por la propia seguridad de los efectivos desplazados así como, entre otros, los motivos de denegación de la información previstos en la LTAIPBG [Ley de Transparencia] en su artículo 14.1 e) y d) ya que su divulgación puede afectar a las relaciones exteriores y a la seguridad pública".

Tras esta negativa de Interior, el solicitante reclamó al Consejo de Transparencia los datos reclamados. Este organismo dio al Ministerio de Interior la oportunidad de presentar alegaciones.

Sin embargo, desde la Secretaría de Estado de Seguridad volvieron a insistir en que esta información estaba protegida legalmente, que su difusión podría afectar a su "eficacia" y, por tanto, "implicaría un perjuicio para la seguridad nacional, la defensa, las relaciones exteriores o la seguridad pública".

Sobre la información de los escoltas del rey publicada en los medios de comunicación, OK Diario señaló que varios guardias civiles veteranos de la Unidad de Seguridad de la Casa del Rey se encargaban de su protección. Estos agentes llevaban años trabajando con el padre de Felipe VI y fueron elegidos por él para acompañarle.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin