Actualidad

Rodríguez Menéndez, el abogado de Antonio David que llamó "puta" a Belén Esteban y que pedía mil millones a Rocío Jurado

El capítulo quinto de la docuserie de Rocío Carrasco introduce un nuevo personaje en la telenovela de su vida. Su nombre es Emilio Rodríguez Menéndez y fue abogado de Antonio David Flores en su complicado divorcio de la hija de Rocío Jurado. El oscuro letrado se convirtió en amigo personal del ex guardia civil y gran pesadilla de Rociíto.

Lea también - Rocío Carrasco, sobre abandonar a su hijos: "A lo mejor me he equivocado"

"Lo fichó como abogado para conseguir la finalidad que él quería: aislarme", asegura la propia Carrasco, quien define al abogado como una persona que tenía contactos con todos los estratos de la sociedad, de lo más bajo hasta lo más alto.

Rodríguez Menéndez, condenado a dos años de prisión por la distribución de un vídeo de contenido sexual de Pedro J. Ramírez, libró una cruenta guerra contra Rocío y contra su familia. El letrado utilizó la revista Dígame, de la que era propietario, para atacarles sin piedad. En dicha publicación, Antonio David hacía las veces de editor jefe, incluso subdirector. El padre de los hijos de Rocío también escribía algunos artículos muy críticos contra ella. En una ocasión dijo que "mandaba a sus hijos al colegio con fiebre" para recuperarse de una "juerga romana".

A través de la revista, Menéndez también arremetió contra otros famosos. Llamó "mafioso" a Fidel Albiac, marido de Rocío Carrasco, e incluso "puta" a Belén Esteban en plena portada. No fue el único titular escandaloso en Dígame. Otros fueron "Luis Herrero y Terelu Campos, mafiosos", "Los famosos pederastas de nuestro país", "Ana Obregón acosa sexualmente a los dependientes", "María Teresa Campos y Lydia Bosch, estafadoras inmobiliarias", "Dinio, corruptor de menores" o "Alejandro Sanz sí es gay".

La justicia se vio obligada a intervenir en varias ocasiones. El 5 de noviembre del 2000, la juez de instrucción de guardia en Alcobendas ordenó el secuestro de la revista por titular "Malena Gracia ejerce de puta", acusando a la publicación de revelación de datos reservados o de carácter íntimo y personal.

Por fortuna para todos, la revista echó el cierre tiempo después. Los tejemanejes de Rodríguez Menéndez, exnovio de Nuria Bermúdez o Mila Ximénez, fueron investigados por los tribunales y se le inculpó un delito contra la Hacienda Pública. Fue condenado a 6 años de prisión y a una multa de más de 24 millones de euros. El abogado huyó a Argentina, de donde volvería de incógnito para visitar a su madre, gravemente enferma. Ese viaje le costó la detención y cumplir con su pena.

Pero aquí no termina su historia. A sus 70 años, el próximo 6 de mayo tiene una nueva cita con la justicia. Será juzgado por 9 supuestos delitos por los que se enfrenta a una petición de 42 años de prisión.

Pidió mil millones de pesetas a Rocío Jurado

Rodríguez Menéndez también fue un gran quebradero de cabeza para Rocío Jurado. El abogado, aliado con Antonio David Flores, demandó a la cantante y le pidió mil millones de pesetas por unas declaraciones que esta pronuncio durante una entrevista en Argentina con Mirtha Legrand. Creyendo que estaban en publicidad, Rocío le confesó a la presentadora que Antonio David había "maltratado" a su hija y que le dio "una vida horrorosa".

Estas palabras hicieron que el letrado de Flores preparara una faraónica demanda en la que le reclamaba 1.000 millones de las antiguas pesetas. El proceso se resolvió a favor de la artista, pero el final no llegó hasta tiempo después de la trágica muerte de Jurado, según reconoció su hija este domingo en el docudrama. "Mi madre murió pensando que tendría que pagar mil millones de pesetas a Antonio David. No supo que Antonio David perdió esa demanda. Mi madre le temía como al diablo", dijo.  

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin