Actualidad

La gran jugada de Rocío Carrasco y Fidel Albiac: ¿cuánto vale contar en televisión tu intento de suicidio?

Rocío Carrasco ya no quiere ser anónima y mientras este país y el mundo entero luchan contra la pandemia y la crisis económica, una parte de España está pendiente de una señora que no tiene más oficio que el de ser hija de la gran Rocío Jurado, pero cuya historia tiene el morbo suficiente como para enfrentar a dos bandos.

Lea tambiénFidel Albiac, la cabeza pensante del multimillonario proyecto televisivo de Rocío Carrasco

Uno, el que la tacha de mala madre que abandonó a sus hijos por razones no suficientemente explicadas; y otro, el que la tiene por víctima de una hija agresiva que la maltrataba, presuntamente inducida por Antonio David Flores, ex marido "maldito" y personaje fundamental de este elenco en el que no falta el personaje sórdido y oscuro de Fidel Albiac, padrastro conviviente con esos niños que abandonaron a su madre.

Él ha sido quien ha urdido con La Fábrica de la Tele el serial / docudrama que ahora, por el módico precio de varios cientos de miles de euros, Telecinco saca de su chistera y emitirá por fascículos después de una precampaña acongojante que ya llena programas, revistas y digitales. Y aquí estamos.

Sabemos que Rocío habla de las personas que han marcado su vida: su exmarido, Antonio David Flores, sus tíos; el marido de su madre, José Ortega Cano, y también de sus dos hijos. No sabemos si habla de sus hermanos Gloria Camila y José Fernando, con los que tampoco se lleva.

¿Pero por qué rompe Rocío ahora su silencio de años? ¿Por qué ha decidido contestar a su familia y a todos los que le han recriminado su actitud como madre, hermana o sobrina?

Lea tambiénEl documental de Rocío Carrasco se llamaba "proyecto Olivia" y la historia empieza "el día que ella no murió"

El sevillano se casó con Rocío Carrasco hace cinco años, después de 15 de convivencia, y tras venderle a Hola tres o cuatro exclusivas en torno a su boda de plexiglás, incluida la del primer anuncio, la del segundo (cambiaron la fecha), la de la fiesta con invitados puestos por la revista como atrezzo del reportaje. 

Tras la muerte de Rocío Jurado víctima de un cáncer de páncreas en 2006, su hija biológica heredó la mayor parte de su fortuna y esa comodidad económica ha permitido a la primogénita de la gran cantante de Chipiona y a su pareja vivir holgadamente durante tres lustros, eligiendo sus apariciones públicas y vendiendo exclusivas como las ya citadas de su casamiento en 2016. 

Pero el tren de vida de ambos y una gestión no siempre acertada del ingente patrimonio legado por La Más Grande les ha obligado a pergeñar esta operación que Mediaset ha comprado con gusto para convertir en oro para la audiencia este drama familiar, repleto de caras conocidas.

A Fidel, de origen humilde, le gustan los coches caros y la vida de magnate. El braguetazo que dio cuando le robó el corazón a Rociíto le ha permitido sostener su felicidad material casi siempre en la sombra. Pero ahora había que repostar y una millonada como la que se van a llevar, sin tener que sentarse en un plató en directo, dejará su depósito de dinero con autonomía suficiente para unos años más.

Lea también - Rocío Flores, "dolida y decepcionada" con la reaparición de su madre, Rocío Carrasco: "Me he quedado en shock"

Este 21 de marzo, la primavera llega con Rocío Carrasco dispuesta a reescribir la historia de su conflicto familiar, de su guerra con su exmarido Antonio David Flores y, sobre todo, del distanciamiento que vive con sus hijos, David y Rocío Flores. La primera entrega de la serie documental Rocío, contar la verdad para seguir viva, nos espera con relatos como el de su intento de suicidio al que hace referencia el título del documental.

Y este jueves Paolo Vasile ha inoculado en el cerebro de sus adictos una nueva dosis de la entrevista a la que Rocío Carrasco se sometió en los minutos previos a la grabación de documental. La droga parece muy pura. Jorge Javier Vázquez ha leído una de las frases que la hija de Rocío Jurado pronunciará este domingo: "Esta historia comienza el día en el que Rocío Carrasco no murió".

Pero hay más porque la madre de Rocío Flores donde confiesa su intento de suicidio: "Hubo un día no muy lejano en el que Rocío Carrasco intenta quitarse la vida. No pudo soportar un día más la presión mediática y el maltrato de su exmarido y tras años de pensamientos persistentes de querer matarse, decide hacerlo". 

Rocío Carrasco, según su versión, tuvo que permanecer ingresada y fue en la misma habitación en la que se encontraba hospitalizada: "Tomó la decisión de hablar para seguir viviendo". Viviendo bien y con más dinero. 

En las imágenes de promoción con que la cadena española de Silvio Berlusconi salpica de la entrevista previa de Rocío Carrasco, a la protagonista de esta película se la ve muy nerviosa.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin