Actualidad

La dura confesión de Meghan Markle sobre su padre que no se emitió: "Me dejó impactada para siempre"

De la entrevista de dos horas de Meghan Markle y el príncipe Harry a Oprah Winfrey se quedaron varios fragmentos sin emitir por falta de tiempo. Entre ellos, la parte en la que la duquesa de Sussex habla de su padre, Thomas Markle, con el que no guarda relación desde su boda con el nieto de Isabel II.

Lea también - "Reuniones de crisis" entre Isabel II, Carlos y Guillermo para contestar a Meghan y Harry tras su entrevista bomba

La que fuera actriz de Suits recordó que se sintió "traicionada" y "dolida" cuando su padre la traicionó y vendió unas fotos de ella a los tabloides británicos antes de su boda.

"Llamamos a mi padre y le pregunté sobre si era verdad que había pactado vender unas fotos. El dijo que no, que absolutamente no", confesó Meghan en esta charla, que se emitió el domingo en Estados Unidos y este lunes en Reino Unido.

Meghan le recriminó sus actitudes y le 'amenazó' con buscar el respaldo de la familia real: "Le dije: 'Sabes, la Institución nunca ha intervenido en nada por nosotros, pero pueden intentar acabar con este tema si se lo pedimos".

Thomas, para decepción de la duquesa, no cambió su conducta: "Le expliqué que si hacían esto una vez no íbamos a poder usar esa misma influencia para proteger a nuestros hijos algún día. Le aseguré que si me decía la verdad podíamos ayudarle. Pero no lo hizo, me mintió. Y eso a mí me dejó impactada para siempre", lamentó.

Lea también - "Drama Queen" y "Príncipe desleal": la prensa internacional se posiciona tras la demoledora entrevista de Meghan Markle y Harry

A diferencia de él, su madre, Doria Ragland, sí ha respetado desde siempre a su hija y su yerno: "Todo el mundo tiene un precio, por eso la prensa también persiguió a mi madre. Pero nunca nadie le ha escuchado decir una palabra. Ella ha permanecido en silencio con total dignidad durante cuatro años mientras me veía pasar por todo esto".

En esta entrevista de dos horas, ambos hablaron sobre los pensamientos suicidas de la duquesa, desvelaron que se casaron en secreto tres días antes de la pomposa boda oficial y denunciaron el racismo en Windsor, entre otros asuntos que han hecho tambalear los cimientos del palacio. Además, confesaron el sexo del bebé que esperan, una hermanita para Archie.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin