Actualidad

Iñaki Urdangarin se pasa a la docencia pero la infanta Cristina tiene un temor

Iñaki Urdangarin recibirá una propuesta muy apetecible cuando en su ingreso en el Centro de Reinserción Melchor Rodríguez García, de la localidad madrileña de Alcalá de Henares, le propongan dedicarse a entrenar a presos en la pista de balonmano del recinto.

Recordemos que el marido de la infanta Cristina fue internacional con España en ese deporte y marcó una gran etapa en el Barcelona, además de ser medalla de bronce con la selección en los Juegos Olímpicos de Atlanta, en 1996, y en los de Sidney, en 2000.

Es de suponer que Iñaki no pondrá el menor reparo en aceptar el ofrecimiento, y que dedicará buena parte de su tiempo carcelario a transmitir sus enormes conocimientos en dicha disciplina, propios de un deportista de élite.

Uno de los temores de Cristina es que alguno de los nuevos compañeros de centro de su marido no le reciban con la amabilidad necesaria. Pero Iñaki es lo suficientemente prudente como para no entrar en conflictos.

Al disfrutar del segundo grado, tiene más opciones de gozar de permisos para salir del centro y estar con su familia, y ya surgen rumores de que su esposa podría dejar su residencia en Suiza para instalarse en Madrid. La infanta ha vivido un fin de año agridulce. Su marido gozará ahora de más libertad pero su padre, el rey emérito, sigue exiliado fuera de España. 

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin