Actualidad

Ana Obregón: sabemos cuánto cobra por dar las campanadas y cómo fue la negociación con TVE

No olvidará Ana Obregón este año que termina y que ella misma despedirá dando en RTVE las Campanadas junto a Anne Igartiburu. La actriz ha sacado fuerzas después de la muerte de su hijo y ha explicado que estará en las uvas en honor a su hijo Aless, fallecido el pasado 13 de mayo, sin haber cumplido 28 años, tras una valiente lucha con mucho coraje contra el cáncer.

A sus 65 años, la actriz llegó a declarar que para ella la vida se había apagado al perder a su ser más querido de un modo tan cruel. Ana recordado estos días a su hijo con unas emotivas palabras.

Lea tambiénAna Obregón no celebró Nochebuena y este es el mensaje con el que se refirió a su hijo

La presentadora ha compartía este miércoles un fragmento de las Campanadas que presentó en 2005 junto a su inseparable compañero Ramón García. "Estas imágenes de la Puerta del Sol reflejan no solo mi felicidad sino también la de toda España celebrando la llegada de un nuevo año", escribía emocionada.

La bióloga ha recordado la alegría de aquel año en la Puerta del Sol, que este final de 2020 permanecerá cerrada durante la noche debido a la pandemia: "Esa plaza llena de gente a rebosar, celebrando, cantando, bailando, abrazándose..." La verdad es que esa Puerta del Sol estará vacía pero Nacho Cano interpretará Un año más, la icónica canción de Mecano que hace balance nostálgico y se refiere al Kilómetro Cero madrileño. Ana Obregón dice en su cuenta que espera que "para que el año que viene pueda estar llena de gente otra vez".

Lea tambiénAlejandro de Miguel, el diseñador del look de Ana Obregón para las campanadas, desvela algunos detalles del vestido

Pero sobre todo la actriz y presentadora dedicaba unas sentidas palabras a su hijo: "Y tú mi Aless que desde que eras pequeño me veías desde casa y yo te mandaba besos, mañana me verás desde un sitio privilegiado y mi corazón estará cada segundo contigo", terminaba, añadiendo la etiqueta #AlessForever, que acompaña cada una de sus publicaciones.

Por desgracia, no hay nada ni nadie que pueda aplacar el dolor de una madre coraje como Ana, que se romperá en un momento tan delicado como las doce de la noche, ante toda España, como lo hace a cada minuto de su existencia, aunque no la veamos. 

El arrastre de TVE, tradicionalmente la cadena preferida por la mayoría de los españoles para comerse las uvas, la presencia de Anne Igartiburu, otra infalible en estas lides, y la guinda de Ana Obregón, emocionada como nunca en el peor año de su vida, convierten las opciones de otras cadenas en competidores menores, incluyendo a Cristina Pedroche, cuya elección del vestido, con cuanta menos ropa mejor, constituye también de unos años a esta parte el principal acicate de la oferta de Atresmedia. 

Susana Uribarri, representante de Ana Obregón en este trance y buena profesional a la hora de proteger los intereses de sus clientes (y los de ella misma, porque se lleva comisión) ha sido la encargada de negociar al máximo nivel con la cadena pública el caché y las condiciones de Ana Obregón para estar este 31 de diciembre junto a Anne Igartiburu en el set que TVE monta cada año en la Puerta del Sol.

Uribarri es una mánager muy conocida y maneja celebrities como Julio Iglesias, su hijo, Julio Iglesias Jr., Tamara Falcó, Ana Boyer, Chábeli Iglesias, Antonia Dell'Atte o Carolina Cerezuela. Su agencia, Alfin Producciones, incluye en su catálogo a Ana Obregón. Pero hay mucho más que una relación profesional entre ellas.

Fue en 2016 cuando contaban que sus rencillas por el polaco cañón pertenecían al pasado y que el bollycao no iba a romper su cariño. "Creo que dos familias que han estado siempre tan unidas como la de Ana y la mía, con la amistad que han tenido siempre sus padres y los míos, es lo que prevalece", decía Susana. "Se puede tener un enfado puntual o un distanciamiento, pero al final las cosas caen por su propio peso", manifestaba Uribarri, a lo que añadía Obregón: "Atrás quedaron los malos rollos. Somos unas amigas estupendas".

Susana y Ana se conocen desde pequeñas, aunque su inquebrantable amistad sufrió un bache cuando la hija del gran locutor José Luis Uribarri  inició su relación sentimental con Darek, quien anteriormente había sido novio de Obregón. Cuando Susana y Darek rompieron, hace ya más de cuatro años, Susana aseguró que seguían manteniendo una relación profesional.

Lea también - Ana Obregón se sobrepone al dolor y convierte las campanadas en un homenaje a su hijo Aless: "Serán por ti"

Uribarri ha sido en cualquier caso la piedra angular para que su amiga Ana rompa con su enclaustramiento y salga por un momento de su dolor y de su luto. Le costó, pero lo logró. Una vez Ana aceptó la idea de su amiga, la hija del mítico José Luis Uribarri, que representa por ejemplo a algunos de los hijos de Julio Iglesias en sus exclusivas de Hola, fue la encargada de pasar del relato emocional al pecuniario. 

¿Cuánto vale tener e Ana Obregón presentando las campanadas?

La negociación no fue de las más duras que conocemos, entre otras razones porque Ana no puso un precio mínimo. Pero una cosa son el dolor y la emoción y otra los negocios. Susana se descolgó con una cantidad de seis cifras que inmediatamente fue rechazada por "inasumible", según explican a Informalia fuentes de la cadena pública.

Igartiburu 24.000 euros

Tras algún intento de Uribarri por argumentar que había otras ofertas y que alguna cadena privada podría superar la oferta, en TVE, la negociación cambió el rumbo porque de algún modo la propia actriz hizo sabe a su representante que ella daba las campanadas en La 1 o no las daba. El gesto acercó posturas: en TVE la referencia es Anne Igartiburu.

Lea también - Anne Igartiburu nos desvela detalles de las Campanadas junto a Ana Obregón

La presentadora de Elorrio cobra por el bolo de fin de Año 24.000 euros, según ha podido saber este portal en fuentes de toda solvencia. Y ésa era la cantidad de la que partía TVE. Pero Uribarri pedía más. La cifra que cobrará finalmente Ana Obregón se aproxima a los 35.000 euros, aunque las fuentes de TVE nos cuentan que puede "caer alguna propina" por conceptos variables y las promociones de las propias campanadas que podrían hacer colocar la cifra final en el techo de los 40.000 euros.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin