Actualidad

El misterioso viaje de Isabel Pantoja a Venezuela para hacerse con la fortuna de Paquirri en América

Los misterios envuelven la herencia de Paquirri 36 años después de su muerte. En las últimas horas han salido a la luz una serie de documentos que prueban que el torero tenía una fortuna en América, "el dinero de América", lo llamaban. También se ha descubierto que Isabel Pantoja realizó un viaje a Venezuela para hacerse con el control de esas riquezas tras quedarse viuda.

Ramón Calderón, defensor judicial de Kiko Rivera en el reparto de la herencia y abogado durante años de la tonadillera, fue quien informó al partidor de la herencia, Juan Moya García, que obraban en su poder los documentos relativos al dinero depositado por el diestro en América.

Según prueban los documentos de Moya, fallecido hace años, la fortuna del diestro en América era protegida por Salvador Salvatierra, amigo íntimo del torero y testigo del testamento que este firmó poco antes de casarse con Pantoja. Era quien tenía la llave de las riquezas del matador de toros. Calderón negoció con Salvatierra para la repatriación de parte de ese dinero de América.

Lea también - El culebrón de los Pantoja podría convertirse en una mini serie a lo Falcon Crest

Isabel también participó en dichas negociaciones. Tal y como asegura La Razón, la cantante y Calderón viajaron a Caracas a mediados de mayo de 1986. El viaje fue muy comentado, ya que era la primera vez que la artista se separaba de su hijo, Kiko Rivera, desde que se quedara viuda. El pequeño se quedó con su abuela, doña Ana.

En el aeropuerto de Caracas fueron recibidos por el propio Salvatierra, procedente de una de las familias más importantes del país. En aquellos momentos presidían el Banco Unión, donde Paquirri tenía varias cuentas. Además de dinero en metálico, el diestro poseía sociedades en Venezuela, propietarias de negocios y fincas.

Lea también - Kiko Rivera visita el Colegio Notarial de Sevilla tras el ultimátum a su madre, Isabel Pantoja

Según las anotaciones de Juan Moya, el 30 de mayo, Ramón Calderón y él hablan por conferencia telefónica, en una prueba más de que el abogado se encontraba con la cantante en Caracas. Mientras Isabel regresa a Madrid, se produce una nueva comunicación entre ambos. Calderón informa a Moya que ya tiene en su poder los documentos: mas de 700.000 dólares, el dinero de Paquirri en Venezuela.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin