elEconomista.es

Cayetano Martínez de Irujo no recibe el calor de sus hermanos en la misa de la Duquesa Alba

21/11/2020 - 11:37

Este viernes se cumplían 6 años de la muerte de la Duquesa de Alba, una mujer que dio todo por su país y por su familia, a la que adoraba y se desvivía por cada uno de sus seis hijos. Muchos la recordaron en el día de ayer como una mujer solidaria y lo cierto es que si hay alguien que sigue sus pasos esa es Eugenia Martínez de Irujo, que cada día nos recuerda más a su madre.

Por este motivo, ayer se celebró en Sevilla una misa por la muerte de la Duquesa de Alba. En ella pudimos ver a Cayetano Martínez de Irujo, acompañado de su pareja Bárbara Mirjan y su hija, mostrándose de lo más serios posibles ante un día que recuerdan con mucha emoción y tristeza.

Lea también: Cayetano Martínez de Irujo hace temblar a su hermano Carlos: llegan las memorias del escándalo

No solamente vimos a familiares, también a amigos íntimos de la Duquesa de Alba como Curro Romero, Carmen Tello y demás. Un esfuerzo el que hicieron estos últimos por acudir a la misa de que la fuera su amiga íntima, visiblemente emocionados ante este día que no olvidarán nunca.

Carmen Tello, es desde hace seis años habitual en la misa en Sevilla en el recuerdo a Doña Cayetana. Ella, junto a su marido, Curro Romero, no ha querido faltar a este emotivo encuentro que organiza Cayetano Martínez de Irujo todos los años: "Él ha organizado esta misa donde están sus restos, el que quiera que venga y el que no, que no venga". Tello asegura que con la situación que estamos pasando, no sabe cómo hubiese vivido la Duquesa: "Con esta pandemia no sé que hubiera sido de ella si hubiera estado aquí. Con lo que le gustaba salir y entrar. Yo me acuerdo de ella siempre ha dejado una huella impresionante".

Por otro lado, Cayetano Martínez de Irujo, tras asistir a la misa de su madre, está más tranquilo porque se ha podido reconciliar con parte de sus hermanos: "Con Carlos si hablamos. Yo lo tenía claro, que para arreglar las cosas hay que sentarse y hablar a fondo. Hay que pasar página. Cada uno dijo lo que quería decir y es así como se hacen las cosas. Es el Duque de Alba y yo siempre estoy al servicio de él y así ha quedado claro. Pasamos página y para adelante". Aunque parece que las relaciones familiares se están normalizando, ninguno de sus hermanos ha acudido a la misa por Doña Cayetana en Sevilla.







Comentarios 0


Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismas no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.