Actualidad

Corinna aseguró que a Juan Carlos I le daban hormonas femeninas para "quitarle la fuerza" y el deseo sexual

Nuevas conversaciones entre Corinna Larsen y el ex comisario José Manuel Villarejo sobre Juan Carlos I han salido a la luz. En ellas, la ex amiga íntima del emérito aseguraba que su entorno le proporcionaba hormonas femeninas para anular su libido, es decir, su deseo sexual, y "tenerlo controlado".

Estas grabaciones pertenecen a una reunión que mantuvieron en Londres en 2016. En septiembre de este año fueron entregadas a la Audiencia Nacional como parte de la pieza Carol. En esta pieza se acusaba a Corinna de haber contratado al ex comisario para que investigara a una asistente personal que podría estar filtrando información sobre su vida privada. Finalmente fue archivada por falta de indicios.

En estas conversaciones, a las que ha tenido acceso en exclusiva elDiario.es, Corinna aseguró que al rey le daban hormonas femeninas para "quitarle la fuerza". 

Lea también - Corinna ejercía de asistente personal de don Juan Carlos: salen a la luz nuevos detalles de su viaje a Alemania en 2006

"Le han 9 quitado todo, ni podía estar con una mujer ni nada (...) Y claro, se ha puesto en una depresión horrible, y después, pues mejor, mejor manipular la persona", se recoge en dichas grabaciones. Además, decía que estas sospechas fueron detectadas por un médico francés. 

La hispanoalemana también decía que le proporcionaban somníferos de forma excesiva tras ser operado en 2010 de un tumor benigno del pulmón derecho. En ocasiones alude al entorno cercano del marido de doña Sofía. Pone su dedo acusador en la familia Fanjul, grandes y poderosos amigos del rey; y en Félix Sanz Roldán, exdirector del CNI, a quien Corinna acusa de poner el foco sobre ella para proteger al emérito e intentar salvar su matrimonio con doña Sofía tras la abdicación. 

Lea también - El viaje de don Juan Carlos a Kazajistán: cinco millones de dólares en maletines y una cacería de cabras

En las conversaciones de Corinna y Villarejo se hablaba sobre las supuestas comisiones ilegales que habría cobrado el padre de Felipe VI por la adjudicación a una UTE española de las obras del AVE a la Meca. Esta pieza fue archivada por el juez Diego de Egea debido a la inviolabilidad de la que gozaba el emérito cuando se realizaron los hechos.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin