elEconomista.es

¡Alerta a los Sussex! Advierten al príncipe Harry y Meghan Markle que un oso salvaje merodea cerca de su mansión

21/10/2020 - 11:43

Meghan Markle y el príncipe Harry podrían estar en peligro. Las autoridades de California han advertido a los duques de Sussex que un oso salvaje merodea cerca de la mansión que adquirieron hace unos meses por 12,4 millones de euros en Montecito, exclusivo barrio de la parte oriental de Santa Bárbara (California).

Desde el Departamento de Pesca y Vida Silvestre de California han explicado que el animal podría haber sido atraído al área por los gallineros que tienen los vecinos de los duques en sus respectivas fincas. Las cámaras de seguridad han filmado al oso atacando a los pájaros y asaltando los contenedores de basura, por lo que los expertos indican que busca comida y que eso le convierte en un riesgo significativo para la vida.

El gran oso negro ya fue visto a principios de julio, antes de la mudanza de los Sussex, a unos metros de la propiedad de Oprah Winfrey. Ahora ha vuelto al lujoso barrio, según han anunciado las autoridades locales: "Comenzamos a recibir un grupo de llamadas sobre un oso en Montecito en julio y hemos recibido más llamadas al respecto esta semana. Esperamos que salga por sus propios medios del área".

Lea también - La mansión del príncipe Harry y Meghan Markle se alquilaba por 600 euros la hora y estaba prohibido grabar escenas de sexo

Además, han dado una serie de recomendaciones a los residentes en Montecito para evitar encontrarse con el oso: "Los osos se sienten atraídos por los olores fuertes, por lo que recomendamos a los residentes que sellen la basura y limpien las barbacoas".

Asimismo, también han explicado cómo actuar en el caso de encontrarse con el animal: "Los osos no deberían ser confrontados y ellos también quieren ver una ruta de escape. No hagas contacto visual con ellos y no corras".

Lea también - Meghan Markle y el príncipe Harry protagonizan su primer posado tras el Megxit con guiño incluido a Diana de Gales

Los dirigentes sospechan que el oso negro tiene una guarida en Ranchos San Carlos, un lugar cercano a la casa de los Sussex. Por ello, desde la Asociación Montecito, una autoridad local, han informado a los vecinos de que "nuevas actividades" en esa zona podrían ser "molestas para el oso" y podrían "lanzarlo a la comunidad". "Desafortunadamente, esto podría ser un mal resultado para ese oso, y es peligroso para los vecinos", sentencian.







Comentarios 0