Actualidad

Enrique Ponce y Ana Soria exhiben su pasión en el mar: besos, arrumacos y declaraciones de amor

Ana Soria y Enrique Ponce han vuelto a disfrutar de un acaramelado paseo en barco, en el que no han faltado los abrazos, besos, arrumacos y las miradas cómplices. La futura abogada de 21 años y el diestro han hecho testigos a sus seguidores de lo enamorados que están con románticas fotos y vídeos a través Instagram. La estudiante, además, le ha dedicado unas palabras cargadas de romanticismo al marido de Paloma Cuevas.

Lea también - Enrique Ponce, como un adolescente con Ana Soria: "Jóvenes eternamente"

Entre corrida y corrida, el de Chiva aprovecha sus días libres para consolidar su amor con Ana Soria. La almeriense compartió este martes dos fotos con su chico, en las que aparecen apoyados en la borda del barco. En una de ellas los dos se miran intensamente mientras se agarran de forma muy cariñosa y en la otra se abrazan como si el mundo se fuera a acabar mañana. Junto a ellas, la joven le dedicó un romántico "El mar y tú". No le hace falta más.

En stories los dos deleitaron a sus incondicionales seguidores con dos vídeos más románticos que los de Jack y Rose a bordo del Titanic. Observaron el bonito atardecer mientras se abrazaban por la cintura y se dedicaban tórridas miradas. El diestro acompañó el vídeo con la canción Y ahora de Manuel Carrasco, que incluye esta frase significativa sobre el momento que está viviendo: "Me paro en este reglón para decirte que te quiero". Ana compartió otro vídeo con la canción Se dejaba llevar de Ketama y Antonio Vega Talles: "Se dejaba llevar. Se dejaba llevar por ti. No esperaba jamás y no espera si no es por ti". 

Lea tambiénEnrique Ponce triunfa en el ruedo mientras Ana Soria pasa los nervios en la playa presumiendo de piernas bronceadas

Este verano está siendo inolvidable tanto para el diestro como para su joven enamorada, que lo acompaña en la mayoría de corridas de toros de la temporada. La última vez que estuvo en el tendido fue el pasado viernes 7 de agosto, cuando Ponce sufrió una leve cogida que le lastimó la muñeca en el Puerto de Santamaría. En la siguiente faena de su novio, Ana prefirió quedarse en la playa. Entre tanto paseo en barco y corrida, Enrique también ha aligerado el proceso de divorcio con Paloma Cuevas para casarse cuanto antes con su enamorada. Podría tener los papeles listos a finales de septiembre.  

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin