elEconomista.es

Kiko Matamoros ataca a su hija Anita desde el hospital para defender a su novia: "No se lo voy a permitir"

31/07/2020 - 16:49

Kiko Matamoros, ingresado por una pancreatitis, ha salido en defensa de su novia, Marta López Álamo, desde el hospital después de que acusaran a la joven de estar obsesionada con su hija, Anita Matamoros. El tertuliano de Telecinco ha desmentido las acusaciones y ha arremetido contra su propia hija, con quien no se habla desde hace meses, y contra su exmujer, Makoke.

Lea también - Kiko Matamoros confiesa que su hija Anita no le habla: "Soy una mierda de padre"

"No soy el que saca las discrepancias con mi hija, es Makoke y yo tengo que reconocer que es cierto porque lo ha dicho la madre", ha declarado Kiko, que aseguraba que él y su novia son las víctimas, no los verdugos: "A nosotros nos han cerrado las puertas en negocios, en casas de amigos… nunca he comentado nada a nadie porque me parecía vergonzoso y por proteger a mi hija, creo que su madre tiene mucha responsabilidad en esto, pero lo que no voy a dejar es que machaquen a nadie", ha alegado.

Lea también - El mensaje de amor de Marta López a su novio, Kiko Matamoros, tras su ingreso de urgencia por una pancreatitis

Además, el colaborador se ha mostrado muy sorprendido por estas informaciones, ya que ha desvelado que el año pasado su hija y su pareja coincidieron en el hospital y su relación fue cordial: "Anita estuvo correctísima y de la noche a la mañana se produce esto. Te lo juro por lo más sagrado, no hemos entendido nada", ha explicado.

Matamoros no va a permitir que se hable mal de su novia: "Es mi hija y tiene que respetarme. Sería un mal ejemplo de educación que le permitiera a mi hija que se comportara como una niñata y fuera haciendo y deshaciendo como le de la gana, tratando a la gente a patadas, no se lo no se lo voy a permitir a nadie y menos a un hijo mío, por su bien", ha sentenciado.







Comentarios 0


Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismas no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.