elEconomista.es

Los reyes y sus hijas abandonan Mérida: Letizia se baja de las alpargatas para regresar a Zarzuela

23/07/2020 - 13:56

Los reyes Felipe VI y Letizia junto a sus hijas, la princesa Leonor y la infanta Sofía, han abandonado este jueves Extremadura para regresar a Madrid en coche. A la salida del Parador de Mérida, donde se hospedaron durante la noche tras acudir al teatro, la consorte asturiana y las niñas se han decantado por tres conjuntos sencillos y muy cómodos para el viaje. La reina, además, ha hecho un cambio significativo en su estilo.

Lea tambiénLetizia vuelve a dormir donde pasó su primera noche de bodas, en la tierra de su ex marido

Letizia ha vuelto a apostar para su despedida de Extremadura por prendas de Zara. Ha desempolvado de su armario el chaleco tweed, en tonos rosas y grises, y con bolsillos en la parte delantera, que ya estrenó en mayo de 2019 durante la entrega de premios de La Caixa. Este chaleco tenía un precio original de 49,95 euros.

La consorte lo ha acompañado por un top negro, un pantalón de corte recto del mismo color y un discreto bolso de Adolfo Domínguez. Lo que más ha sorprendido ha sido que haya dejado en la maleta sus inseparables alpargatas de la temporada estival. Para su regreso a Zarzuela ha optado por unos mocasines negros de Massimo Dutti. Esta vez tampoco se ha recogido el pelo mediante una coleta y lo ha lucido suelto y ondulado.

Por parte de la heredera al trono, también ha reciclado un atuendo de su armario. Ha lucido un vestido de corte midi de la colección para niños de Mango. Es de color color negro y cuenta con bordados étnicos en los filos de la falda y también en el pecho. Su hermana, en cambio, se ha decantado por un pantalón azul marino de Massimo Dutti y una camisa holgada de color blanca.

Tanto ella como la princesa de Asturias han combinado sus atuendos con unas deportivas de color blanco. Cabe destacar que el vestido de Leonor es el mismo que utilizó el verano pasado cuando visitó a su abuelo, don Juan Carlos, en el hospital tras ser operado del corazón.







Comentarios 0