elEconomista.es

Alexia Rivas y Alfonso Merlos sufren un robo en un centro comercial: "Qué rabia que haya gente tan mediocre"

29/06/2020 - 10:14

La tranquilidad que viven Alfonso Merlos y Alexia Rivas, dos de los grandes protagonistas del papel couché durante el confinamiento, se ha visto alterada por un suceso que la propia periodista ha denunciado en las redes sociales. Según ha contado, han sufrido un robo mientras compraban en un centro comercial.

"Acabo de vivir una experiencia muy desagradable", decía la exreportera de de Socialité en sus Stories. "Nos han abierto el coche, nos han robado", alegaba. Alexia ha reconocido que se ha llevado un disgusto "bastante fuerte" ante sus más de 110.000 seguidores de Instagram, cifra de fans que creció de forma imparable tras el 'Merlos Place' pero que ahora se ha estancado.

Ver esta publicación en Instagram

???????? #shineyourlight

Una publicación compartida de ALEXIA RIVAS (@alexiaarivas) el

Por fortuna para ella, no se llevaron cosas de gran valor: "No son cosas de mucho valor, pero nos han robado mis gafas de sol favoritas, toda la compra que habíamos hecho...", contaba, antes de añadir: "Por suerte yo llevaba conmigo el móvil y otras cosas de valor".

Lea también - Alexia Rivas responde a los haters publicando su primera imagen con Alfonso Merlos: "Nada más importa"

Lea también - Alexia Rivas apoya la última reflexión de Alfonso Merlos: "Asegúrate de decir que elegiste tu vida"

La joven concluía su mensaje expresando su enfado: "Qué rabia que haya gente tan mediocre", sentenciaba Rivas, quien sigue viviendo en casa de su novio y que retomará en septiembre la carrera de Derecho.







Comentarios 0


Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismas no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.