elEconomista.es

Inés Arrimadas sabía que Albert Rivera vivió durante dos años en un piso cedido por Kike Sarasola

21/05/2020 - 18:04

La relación entre Albert Rivera y Kike Sarasola está en el centro de la polémica después de que se haya descubierto que el exlíder de Ciudadanos vivió durante dos años en un piso de 319 metros cuadrados cedido por el empresario hotelero. Inés Arrimadas, la actual presidenta naranja y sucesora de Albert, también conocía este acuerdo entre el expolítico y el 'casero' de Isabel Díaz Ayuso, tal y como reconocen fuentes de C's al portal Última Hora.

El vínculo entre Rivera y Sarasola viene de lejos. El empresario hizo campaña por Ciudadanos durante muchos años e incluso llegó a participar en mítines junto al entonces jefe de la formación. El propio Kike expresó su admiración por Albert en Twitter: "Necesitaba ilusionarme de nuevo. Por fin alguien me devuelve la ilusión. Se llama Albert Rivera, transparente y valiente", escribió en 2014.

Parece que la relación entre ambos se fue estrechando e incluso Sarasola le cedió un impresionante piso en la calle Barquillo, una de las mejores zonas de Madrid, cercana al Congreso de los Diputados, la plaza de Cibeles o el parque del Retiro. Según cuenta Eldiario.es, el dueño de Room Mate declinó aclarar qué precio pagaba Rivera por esta lujosa vivienda y aseguró que "todos han pagado y tienen su factura siempre".

Lea también - Kike Sarasola, dueño del ático de Ayuso, estudia querellarse contra Pablo Iglesias por difamación

El piso en cuestión está valorado en más de dos millones de euros. Se trata de una vivienda de cuatro dormitorios, tres baños, salón, un amplio comedor para 12 comensales, una cocina y un segundo comedor 'office', más pequeño, al lado de la cocina. El dormitorio principal cuenta con baño propio en suite, vestidor y tres balcones que dan a la plaza del Rey. 

El presidente ejecutivo para España y Portugal del despacho de abogados Martínez Echevarría comenzó a vivir allí supuestamente a primeros de 2016. El entonces líder naranja dejó el piso a finales de 2017, cuando se trasladó a un chalet en Pozuelo junto a Beatriz Tajuelo, a quien dejó en 2019. Fue entonces cuando se trasladó a vivir con su nueva novia, Malú, a La Finca. El pasado verano, finalmente, ambos se mudaron a otro chalet en Pozuelo, donde actualmente residen a la espera de su primer hijo en común, el segundo para el ex político.







Comentarios 0