elEconomista.es

El drama de la presentadora Carme Chaparro: "He perdido a dos familiares por coronavirus"

21/05/2020 - 11:59

Carme Chaparro pasa el confinamiento junto a su marido, Bernabé Domínguez, y sus dos hijas, Emma y Laia. En estos duros meses, la presentadora de Mediaset ha sufrido los efectos devastadores del coronavirus en su propio entorno, ya que ha perdido a dos familiares, según ha desvelado.

Chaparro ha contado su drama al tiempo que hacía un llamamiento a todas las personas para que "sean responsables". "Yo he perdido a dos familiares por coronavirus pero también a amigos. Hay muy poca gente que se ha librado de perder a alguien pero parece que lo olvidamos muy pronto. Cuando veo a grupos por las calles sin mascarilla, gente joven haciendo botellones, les pediría responsabilidad porque nos jugamos mucho todos, el futuro y sobre todo nuestra salud, la nuestra, la de nuestras familias y nuestros hijos", declaraba a Nius.

La también escritora trata de superar estos dos varapalos acompañada de su familia: "Estoy disfrutando mucho con mis hijas, las 24 horas del día. Mi marido tiene que salir porque trabaja en televisión y lo disfruto menos", contaba.

Lea también - Carmen Chaparro hace frente a los haters en pleno confinamiento: "En redes sociales hay muchos desgraciados"

La presentadora se lamentaba por la deriva que ha tomado la sociedad: "No sé si ha sido el hartazgo del encierro, la dureza, el miedo, la inseguridad, la actuación de la clase política... Realmente no sé que ha pasado, pero parte del país se ha polarizado, se ha radicalizado...", explicaba.

Chaparro ha asegurado que todo esto nos va a cambiar: "Vamos a salir muy diferentes de como entramos. No solo como individuos sino como sociedad. Habrá que cambiar muchas cosas, una cerveza con los amigos...", decía la periodista, que lanzaba su deseo: "Ojalá salgamos más solidarios, mejores personas, mas conscientes de que tenemos que construir una sociedad en la que todos nos apoyemos y dejemos de lado los egoísmos".

Carme también ha hablado de lo que echa de menos durante este confinamiento: "Poder abrazar a mi madre a mi padre, mis hermanos, hasta a a los árboles del bosque. Reírme cara a cara con mis amigas, tantas cosas, las que deseamos todos, supongo... Pero, sobre todo, que pase esto con la menor cantidad de heridas y de dolor, y que crezcamos como sociedad, por favor", declaraba.

Por último, se ha mostrado muy preocupada por la situación de los sanitarios ante un rebrote de la enfermedad: "Los sanitarios ya están cansados, han vivido cosas que no somos capaces de imaginar, tomado decisiones que no hubieran querido tener que tomar en su vida... Ahora están agotados física y emocionalmente, tienen estrés postraumático y están viendo cómo parte de la gente, porque quiero pensar que es poca, no está siguiendo las medidas para una desescalada segura. Me preocupa mucho que si volvemos a tener un repunte, el personal sanitario no va a poder responder como lo ha hecho hasta ahora porque está muy debilitado", reconocía.







Comentarios 0