elEconomista.es

Tamara Falcó hereda el título de marquesa de Griñón por voluntad de su padre

6/05/2020 - 8:56

Tamara Falcó será la VI marquesa de Griñón, según dejó escrito su padre en el testamento que ya conocen sus cinco hijos. Carlos Falcó falleció el pasado 20 de marzo a los 83 años a causa del coronavirus.

El marquesado de Griñón es un título nobiliario español creado el 25 de febrero de 1862 por la reina Isabel II a favor de María Cristina Fernández de Córdoba y Álvarez de las Asturias-Bohórques, condesa consorte de Villariezo, hija de Joaquín Fernández de Córdoba y Pacheco, VI duque de Arión, y de su esposa María de la Encarnación Álvarez de las Asturias-Bohórques y Chacón.  Por tanto, la primera beneficiaria de la distinción fue también una mujer: María Cristina Fernández de Córdoba y Álvarez de las Asturias-Bohórques. La primera marquesa no tuvo hijos. Estuvo con Fernando Manuel Ramírez de Haro y Belvís de Moncada, XII conde de Villariezo, pero no tuvo descendientes y le sucedió en el título el 29 de septiembre de 1917 su sobrino-nieto.

Según adelanta el periódico Abc, el primogénito de Carlos Falcó, Manuel Falcó hereda el marquesado de Castel-Moncayo, con grandeza de España. Xandra es hace años y gracias a abuela materna, Hilda Fernández de Córdova, el título de marquesa de Mirabel.

Manuel y Tamara tendrán que esperar a que el BOE comunique la sucesión del título, previo pago del importe correspondiente, y firmado por el actual ministro de Justicia, Juan Carlos Campo.

No era por tanto una leyenda urbana que Tamara Falcó era el "ojito derecho" del marqués. Tamara tiene dos hermanos pequeños, Duarte y Aldara, fruto del matrimonio de su padre con Fátima de la Cierva, Duarte y Aldara.

Para evitar problemas legales, Carlos Falcó hizo una cesión en vida, introduciéndolo como una adenda en su testamento y contando con la aprobación del Rey. Manuel, hereda el título de mayor importancia, y Tamara el familiar que fue otorgado por primera vez el 25 de febrero de 1862 por la Reina Isabel II.

Todos están conformes con la última voluntad de su padre. Manuel, reputado financiero con residencia en Londres, ya era propietario del patrimonio de su padre, al que ayudó en momentos de crisis. E, como ya adelantó en su día Informalia.

El Palacio El Rincón, donde aún vive Esther Doña, viuda de Carlos Falcó, asado en 2012 por cinco millones de euros, pertenece al primogénito. También posee el 33 por ciento del Palacio renacentista de Mirabel, en Plasencia (Extremadura) abierto al público, buena parte de una finca en Navalmoral de la Mata, la Quinta Casa de Vacas y Marqués de Griñón Family Estates, la sociedad destinada a la producción vitivinícola.

Esther Doña seguirá siendo marquesa viuda de Griñón, y tal y como ella misma dijo, aunque sigue aislada por el confinamiento en la finca familiar donde residía junto a su marido. En cuanto se permita la movilidad, Esther abandonará la propiedad y se mudará al piso que Griñón alquiló en el barrio de Chamberí. La ex modelo posee dos inmuebles en Majadahonda que podrían ser otras opciones para ella.







Comentarios 0