elEconomista.es

La Reina Margarita cumple los 80 años sin celebraciones por el coronavirus pero con los aplausos de su pueblo

16/04/2020 - 12:03

La reina Margarita de Dinamarca cumple este jueves los 80 años y, debido al coronavirus, no se celebrará ningún homenaje especial como así estaba previsto desde hace meses. Aun así, para no dejar pasar esta fecha tan señalada, muchos daneses se congregaron para aplaudirle desde sus balcones a las doce de la noche.

La propia monarca dio un paso adelante el pasado 12 de marzo, cuando el gobierno danés le rogó a sus ciudadanos no salir de casa por esta emergencia sanitaria. Margarita canceló horas después el gran banquete que estaba preparado para este día, en el que se iban a dar cita los principales rostros de la realeza europea, entre los que se encontrarían el rey Felipe y la reina Letizia.

Para este día, también estaba programado el tradicional saludo desde el balcón de su residencia, acompañada por sus nietos. La visita de los ciudadanos a la Mansión Amarilla era otro de los actos programados, en el que los daneses le escriben cada año sus muestras de afecto en un libro. La monarca es muy querida entre su pueblo. Cabe recordar que en 1953 los ciudadanos votaron por primera vez para abolir la ley sálica, que impedía a las mujeres ostentar el trono. Margarita fue así elegida por su pueblo, considerándose la primera reina elegida democráticamente.

Lea tambiénUn hombre pasará diez días en prisión por amenazar a la reina Margarita de Dinamarca con decapitarla

Además, durante este día es bastante habitual que reciba ramos de flores en su residencia. Tal y como ella ha pedido, prefiere que este año los racimos vayan a parar a las residencias de ancianos, donde los más mayores cumplen con el confinamiento completamente solos y sin el cariño de sus familias.

Lea tambiénLa reina Isabel II, cabeza de la Iglesia Anglicana, alaba la Semana Santa en tiempos del coronavirus

No obstante, la familia real danesa sí ha podido sacar adelante otro de los puntos que tenía programados desde hace en su ajetreada agenda. Se trata de los nuevos retratos oficiales de la Casa Real, en los que aparece la propia monarca con los herederos al trono: su hijo, el príncipe Federico, y su nieto, Christian.







Comentarios 0