elEconomista.es

Jordi González se somete a un retoque estético de 5.000 euros

14/02/2020 - 12:11

Jordi González (57) quiere estar radiante para presentar una de las galas semanales de Supervivientes. Por ello, el presentador catalán se ha sometido a un tratamiento de injerto capilar para repoblar las zonas más pobres de su pelo a través de una nueva técnica que podría costar unos 5.000 euros.

Lea también - Jordi González quiere estar guapo: se coloca un balón gástrico y se hace un rejuvenecimiento facial

Según El Español, el tratamiento que se ha aplicado el periodista consiste en extraer una a una las unidades foliculares (agrupación de cabello) de la zona donante, sobre todo en la parte lateral y posterior de la cabeza, para luego trasplantarlas en la zonas alopécicas. Para el injerto se puede usar el pelo de cualquier parte del cuerpo.

Aunque Jordi González no es muy activo en redes, en las últimas publicaciones que ha compartido se puede notar la diferencia en su pelo, además se aprecian rojeces en las zonas del injerto.

No es la primera vez que Jordi pasa por quirófano para someterse a un retoque. El presentador se ha hecho tratamientos faciales como regenerar la piel y eliminar algunas imperfecciones, así como alguna que otra intervención en su cuerpo.







Comentarios 2

#1
14-02-2020 / 18:13
AROUND THE WORLD
Puntuación 3   A Favor   En Contra

AUNQUE LA MONA SE VISTA DE SEDA . . . MONA SE QUEDA.

5.000,00 € TIRADOS A LA BASURA.

#2
14-02-2020 / 23:19
peka
Puntuación 3   A Favor   En Contra

Esa cara no la arregla ni con 500.00 €.

Tendrá que acudir a un mago, no a un cirujano plástico, si quiere obtener algún pequeño resultado, aunque más no sea ...


Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismas no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.