elEconomista.es

Freddie Mercury envía regalos de Navidad a sus amigos 28 años después de su muerte

27/12/2019 - 11:38

Han pasado 28 años desde que un 24 de noviembre Freddie Mercury falleciera víctima del sida, acompañado de su expareja Mary Austin, y sus amigos. Poco antes de morir, el vocalista de Queen estableció en su testamento que todos sus allegados recibieran obsequios de su parte durante las Navidades venideras. A día de hoy, todavía se cumplen sus deseos.

"Pensamos que es un gesto encantador que sucede cada año", afirman desde Fortnum & Mason, el lujoso establecimiento que tiene encomendada la misión de enviar todas las Navidades un regalo a cada uno de los integrantes de una larga lista de amigos del cantante, entre los que también se encuentran sus ahijados.

Lea tambiénEl asistente personal de Freddie Mercury desvela que el artista dejó de tomar su mediación antes de morir

Uno de los que recibe los obsequios es el mismísimo Elton John. En su reciente autobiografía cuenta que en la mañana de Navidad de 1991, un mes después la muerte de Mercury, recibió una pintura de acuarela como regalo póstumo. "Como explico en mi libro, mi nombre de drag es Sharon y el de Freddie era Melina. En una preciosa funda de almohada recibí una pintura de acuarela. En la nota que venía decía 'querida Sharon, vi esto en una subasta y pensé que te encantaría. Te quiero, Melina'. Y siguió: "Él se estaba muriendo, pero igualmente pensaba en sus amigos. Todavía tengo la funda de almohada en mi cama. Ese era el tipo de persona que era Freddie. Estaba lleno de amor y vida".

Freddie Mercury legó casi toda su fortuna a Mary Austin, con quien tuvo una relación de seis años y una íntima amistad hasta el final. Sin embargo, también se acordó de su asistente personal, de su cocinero y, desde luego, de su pareja Jim Hutton. A todos ellos dejó algo más de medio millón de euros a cada uno, una cantidad significativa y modesta en comparación con la inmensa fortuna que llegó a hacer. Solo en 2014, por ejemplo, se calcula que los ingresos por derechos de autor de la banda superaron los 54 millones de euros. Gran parte de estos beneficios anuales son para Mary, quien se encargó de cuidarlo en sus últimos días.

Freddie Mercury "hacía cualquier cosa por sus amigos, pero sus amigos harían cualquier cosa por él", afirma su asistente personal Peter Freeston. "Era tradición de Freddie que cualquiera de sus amigos que no tenían familia y que iban a estar solos en Navidad vinieran a Garden Lodge". La casa siempre estaba bellamente decorada por Mary Austin, ex pareja e íntima del cantante británico.

Lea tambiénElton John dice que está extremadamente enfermo y pospone su concierto en Indianápolis

"Si tuviera que describir a Freddie con unas pocas palabras, no sería como músico, sino como el más amable, generoso y leal amigo que siempre habría deseado tener", afirma Freestone.

"Creo que la gran lección que Freddie nos dejó es que debemos disfrutar de la vida sin importar lo que hagas, él lo hizo a su manera. Era alguien muy cariñoso y muy humano, puedo decirte que fue un jefe muy justo y gran amigo, quería mucho a las personas que lo rodeaban, amaba recibir visitas, atender a sus invitados y hacerlos sentir bien", prosigue Freestone.

Canciones como Bohemian Rhapsody o We are de champions sonaron en los años 70 por primera vez. Sus melodías evocan el inmenso talento de Mercury y todavía hoy las escuchan millones de personas. Ese es su gran legado para todos los demás.







Comentarios 0