elEconomista.es

Eva González impone el silencio sobre su situación con Cayetano Rivera

20/12/2019 - 12:54

Llama la atención el silencio de Cayetano Rivera, especialmente sobre la naturaleza de su amistad con Karelys Rodríguez, cuando han pasado más de tres semanas desde la publicación de sus fotos con la joven en Londres. Pero revistas como Hola han pasado de resaltar la fortaleza del matrimonio a hablar de las "navidades más difíciles y complicadas " para Eva González y el torero. En Antena 3 está prohibido hablar del asunto y hay que leer entre líneas para saber qué está pasando.

Eva González y Cayetano Rivera llevan casi tres semanas bajo un incesante escrutinio público. Varios programas de televisión de Mediaset, empezando por Sálvame, señalaron al torero como "desleal" hacia su esposa por su cita en Londres con una mujer.

La posterior publicación en la portada de la revista Semana de esas fotos del diestro con la abogada tinerfeña Karelys Rodríguez no acreditaba sin embargo ningún tipo de infidelidad y el semanario habló de "amistad" pero para el hijo de Carmina Ordóñez el daño estaba hecho y anunció demanda al menos contra Mediaset, por lo que consideró un intolerable daño contra él mismo y contra su familia.

Desde entonces, las especulaciones sobre una posible crisis han situado al matrimonio en el punto de mira. Un duro remate de fin de año después de que Eva y Cayetano sufrieran el robo de su coche (que recuperaron), al poco de cambiarse a vivir a un chalet en San Agustín de Guadalix, a 35 kilómetros de Madrid.

Lea también: Cayetano Rivera afronta sus Navidades más complicadas tras sus fotos en Londres

El lío empezó días antes de que la revista Semana publicara unas fotos (tomadas el pasado 11 de noviembre) en la cafetería Royal Quarter Cafe, en el londinense barrio de Westminster, junto a una amiga. No fueron las imágenes las que desataron la tempestad sino lo que se venía hablando días antes en Sálvame. De hecho, antes de que llegara la publicación a los quioscos, Cayetano Rivera mandó un comunicado amenazando con demandar a todos los que siguieran alimentando los rumores de que entre el diestro y su acompañante había algo más que una amistad, tal y como había afirmado Kiko Matamoros en el magacín vespertino de Telecinco, arropado por comentarios de otros contertulios del espacio, que fueron salpimentando con detalles y pistas la identidad del personaje del que se supone que hablaban en secreto, hasta que Matamoros pronunció el nombre de "Cayetano".

No llegaba contento el diestro al aeropuerto Adolfo Suárez de Madrid, donde aterrizó en medio del huracán, procedente de Perú, donde había pasado unos días por motivos de trabajo. Poco después, el matrimonio y su hijo emprendían juntos un viaje rumbo a Sevilla para pasar el puente de la Constitución.

La revista Hola, elegida por Eva y Cayetano en su día para vender la exclusiva de su boda, y tan poco sospechosa de dar pábulo a falsos rumores contra miembros de la familia Rivera Ordóñez, ha marcado una interesante evolución en el tratamiento informativo y gráfico del asunto, una evolución cargada de significado.

En la primera portada dedicada a este tema, publicada el mismo día que se hicieron públicas las fotos del encuentro en Londres entre Cayetano y Karelys Rodríguez, el 4 de diciembre, el día que salieron las fotos en la revista Semana, Eva y Cayetano aparecen en una posición muy visible (arriba a la izquierda), de espaldas, cogidos de la mano y dándose la vuelta para mirar a cámara. La publicación, que no pone en su portada una foro cogida al azar, escoge una imagen del año 2011, en concreto, de la boda de la duquesa de Alba, una fotografía de archivo, con ocho años de antigüedad, cuando el torero y la modelo eran novios y faltaban cuatro años para que se casaran. El texto que acompaña la instantánea, con ambos felices y sonrientes, reza "Cayetano y Eva, unidos medio de la tormenta". Queda claro el mensaje, con la imagen y el texto, que quiere dar Hola, y la posición de la publicación. Parecía indicar que estaban más unidos que nunca.

A la semana siguiente, 11 de diciembre, el tema seguía en la nueva portada de la revista Hola (con la exclusiva de Jesulín y Campanario como información principal)Eva sale en primer plano en la foto, conduciendo el cochecito de su hijo, mientras Cayetano va detrás. Vemos a los dos muy serios y mirando cada uno a lados distintos. Iban a coger el AVE para viajar juntos a Sevilla, después de que el diestro volviera de un largo viaje por Perú, donde había estado por motivos taurinos, ya que había encabezado el cartel de la Feria del Señor de los Milagros, donde toreó junto a otros grandes matadores.

Y la revista titula: "Eva y Cayetano. Así están las cosas tras la polémica. El torero acudió solo a una boda". En el reportaje se da cuenta de que Cayetano asistió solo a una boda en la que era el padrino, mientras Eva viajaba a París para asistir al concierto de su buena amiga, la cantante Vanesa Martín. Parece bastante infrecuente que un padrino de boda (evento previsto desde hacía mucho tiempo) asista solo teniendo esposa, y menos tratándose de un acto en Sevilla y de una pareja que, si peca por algo, es por convencional. De la pose feliz y de la unión retratada hacía una semana pasábamos a un fin de semana separados y caras muy poco felices, por decirlo suavemente. 

Este miércoles, 18 de diciembre, de nuevo el tema de Eva y Cayetano aparece en la portada de la revista.  Ante una imagen de Eva González sola, el titular reza así de explícito: "Eva y Cayetano, ante sus navidades más complicadas". Y explica que el matrimonio se reencontró el fin de semana, en Sevilla, después de que ella pasara unos días trabajando en Madrid. Pero las imágenes de Eva son las de una mujer seria, muy seria. Y las de Cayetano, en el interior, también. En tres semanas pasábamos de un matrimonio unido, con caras de felicidad y cogidos de la mano (aunque fuera foto de archivo), a un matrimonio que pasa el puente separado (él de boda sin ella y Eva en París), a "las navidades más complicadas y difíciles".  

Impera la ley del silencio

De momento, el silencio está siendo la clave para entender lo que está ocurriendo con este matrimonio y, como siempre, será el tiempo el que determine lo que ha pasado de verdad y el alcance que haya podido tener la publicación de las mencionadas imágenes. Ese hermetismo se ha hecho extensible a su entorno: nadie habla sobre el tema. Las fotos en Londres son tabú. Y si se atiende, se tira de prudencia. Ni siquiera las amigas conocidas de Eva han roto su silencio. Aseguran que ésa es la forma "de proteger, ayudar y apoyar" a Eva en estos complicados momentos. Porque, por encima de todo lo que se ha dicho, e incluso de las presumibles explicaciones que haya recibido de parte de su marido, "no es plato de buen gusto para nadie" esta situación.

Ese mutismo se ha instaurado también en las redes sociales del matrimonio. Ambos llevan días con sus cuentas inactivas. Hasta la llegada del escándalo eran más o menos asiduos a compartir con sus seguidores su quehacer diario. La última publicación de Cayetano en Instagram data del 26 de noviembre, un día antes de que vieran la luz las imágenes de marras, y en Twitter no publica desde que dejó patente que todo lo pondría en manos de la justicia.

Por su parte, Eva se asoma a Twitter o Instagram por razones estrictmente profesionales (La Voz), solidarias (Unicef), o publicitarias (Cruzcampo).

Pero no se pronuncia sobre nada personal. También ha desaparecido del foco mediático la acompañante de Cayetano Rivera, quien expresó a través de un comunicado enviado por su abogada a Espejo Público que lo está pasando muy mal, que es una chica muy joven, abogada, y que trabaja en un despacho importante, y toda esta historia la perjudica.

Abc destripa el anonimato de Karelys

Fue la periodista Pilar Vidal quien desveló datos de la hasta entonces desconocida mujer con la que el torero se vio en Londres. Reproducimos literalmente lo que Pilar Vidal publicó en el diario Abc el 7 de diciembre, tres días después de que las fotografías de Cayetano y Karelys Rodríguez vieran la luz:

La joven se llama Karelys Rodríguez, vive y trabaja en Londres, donde se realizaron las polémicas fotografías. Es abogada y ejerce como tal en una importante empresa londinense. Aunque desde joven hizo sus pinitos como modelo, algo que comparte con Eva González. Después prefirió especializarse en el mundo del derecho. Trabajó como relaciones públicas en la conocida discoteca Buddha de Madrid. Es muy activa en sus redes sociales donde posa como una auténtica influencer mostrando sus viajes y las últimas tendencias de moda. Como se puede apreciar en las imágenes es una joven muy guapa, de pelo largo castaño y con un cuerpo escultural gracias a su afición por el fitness, incluso participa en competiciones de esta categoría. Cumple años el 26 de enero, tiene dos hermanos llamados Keymer y Keysa. Karelys es muy familiar. Siempre que puede visita a sus parientes repartidos entre la capital y Tenerife aunque está especialmente unida a su madre y sus hermanos. Viaja con frecuencia a Madrid para verlos y disfrutar de su compañía. Sabemos que su hermano Keymer se dedica a la compra venta de coches seminuevos y que tiene un taller.

Según parece, la relación de amistad con Cayetano surgió hace ocho años. Desde entonces se han visto en multitud de ocasiones, casi siempre en el extranjero. La joven abogada ha ido a verle torear varias veces en España pero siempre guardando las distancias para no ser fotografiados juntos. Ambos no se siguen en sus redes sociales ni se dan likes para evitar a posibles curiosos. Ahora que su amistad ha salido a la luz quizás la situación cambie.

La propia Pilar Vidal, autora de esta información que desvelaba todos los datos sobre Karelys, compartió tertulia con el periodista Saúl Ortiz en Espejo Público, el 9 de diciembre, dos días después de difundir todos los datos de Karelys. La directora de la revista Corazón, suplemento rosa de Abc, dijo entonces que es una víctima, y su compañero (y colaborador en la revista que ella dirige), remarcó que la amiga de Cayetano no es un personaje público. Los contertulios remarcaron que no se dedica a nada que tenga que ver con la prensa del corazón: "Ella quiere estar en una posición mucho más discreta que la que se le ha puesto", dijo Ortiz y recalcó que "la presión le ha pasado factura no solo a nivel personal sino a nivel profesional". Saúl, que tenía sentada a medio metro a su directora en la revista de Abc, y autora del reportaje que daba todos los detalles de Karelys, añadió hay que "recordar que ella es abogada, trabaja en una empresa muy importante en Reino Unido y le cuesta ir a trabajar por miedo a que haya prensa".

Resulta curioso que el comunicado de la abogada de Karelys, Cynthia Ruiz, llegara precisamente a su amigo Saúl Ortiz, colaborador de la revista de Abc, el periódico que sacó a Karelys del anonimato, el que difundió los datos de la amiga de Cayetano, en un artículo firmado por Pilar Vidal, para que después esta misma periodista y el propio Ortiz hablaran de la amiga de Cayetano como "víctima" de los medios. ¿Alguien sabe en qué despacho estuvo de becaria la abogada Karelys?

Poco después, en el mismo programa, la periodista Carmen Pardo le contaba a Susanna Griso que Eva había estado en París aquel fin de semana, para ir a un concierto de su Amiga Vanesa Martín, y que la presentadora de La Voz había llorado, algo que luego fue desmentido.

Después de aquello, el la omertá, la ley del silencio sobre el tema, se impuso en Antena 3, donde Eva González tiene un contrato de cadena para presentar el talent. Sin duda, a los responsables de la cadena no les gustaba que una de sus presentadoras estrella estuviera siendo devorada cada mañana por los contertulios de Espejo Público, con la propia Griso de moderadora. 

Sí han hablado otros

Las únicas que han hablado son Encarna, la madre de Eva, para decir que el matrimonio no tiene ningún problema, y Lucía Rivera, la hija que Cayetano  adoptó durante su matrimonio con Blanca Romero, que se mostraba muy tajante con las especulaciones que apuntarían a una supuesta infidelidad de su padre, Cayetano Rivera, a Eva González. "Yo me creo que la verdad de mi padre", aseguraba la modelo, mientras dejaba caer que no mantiene la más mínima relación con Eva, la actual esposa de su padre.

La cuñada de Eva, Lourdes Montes, con la que se especula que la presentadora no mantiene una buena amistad, aseguraba en Hola: "Cuanto antes dejemos de hablar, antes se apagará el fuego. Es una situación complicada". Y era Francisco Rivera quien desde el primer momento rompía una lanza en favor de su hermano: "Cayetano está muy dolido, muy indignado. Va a emprender acciones legales y no entiende nada de lo que está pasando. Eva y Cayetano no se van a separar por esto". Y fue él quien explicó en el programa Espejo Público que la joven que aparece junto a él en las imágenes que publicaba la revista Semana es una amiga de hace más de 15 años.

Tampoco se ha resuelto el misterio de cómo Fran Rivera pudo hablar en Hola de las fotografías de su hermano con una mujer en Londres antes de que salieran a la luz, dejando en evidencia que las conocía antes de que se publicaran. Pero debe ser una amiga de la familia desde bien pequeña porque ella tiene 26 años y Cayetano cumple 43 en unos días. Y aún siendo así, ¿por qué el mismo Cayetano no ha dicho quién es su amiga y así aclara todo? Cierto que no tiene ninguna obligación de hacerlo pero, ¿no sería más sencillo para todos deshacer ese entuerto?

Visita al notario

Mientras tanto, la vida continúa y esta semana Eva fue fotografiada cuando acudía a un notario en Sevilla para hacer unos trámites a los que ella misma quitó importancia ante los reporteros que captaron ese momento. Lo único que se sabe es que, como cada año, Cayetano, Eva y su hijo Cayetano pasarán la Nochebuena y el día de Navidad en Mairena de Alcor, tierra de la presentadora de La Voz, aunque el resto de las fiestas es todo un misterio, pues podrían dar la bienvenida al año nuevo en Madrid.







Comentarios 0