elEconomista.es

Silvio Berlusconi la lía: "Os dejo que me tengo que ir de putas"

3/12/2019 - 12:15

Silvio Berlusconi realizó este pasado fin de semana unas sorprendentes declaraciones que han generado una gran polémica en Italia. El ex presidente italiano y ahora propietario del equipo AC Monza, de la Serie C, mantuvo una conversación con los aficionados de su club y soltó una frase que no ha pasado desapercibida para nadie.

El magnate de 83 años habló con los seguidores a pie de césped tras la victoria ante el Olbia Calcio 1905. En un momento de la charla, se vino arriba: "Al Milan actual lo ganamos", dijo antes de sentenciar: "Os dejo que me tengo que ir de putas", despertando las risas de sus interlocutores.

Berlusconi ha estado involucrado en varios escándalos sexuales a lo largo de su vida. En 2013, de hecho, un Tribunal de Milán consideró probado que había mantenido relaciones sexuales con la joven marroquí Karima el Mahroug, más conocida como Ruby Rompecorazones, a cambio de "ingentes cantidades de dinero", cuando aún era menor de edad. 

Lea también - La patética y lamentable pero tragicómica vida de Silvio Berlusconi llega al cine

El sumario del caso hablaba de Ruby como una más del engranaje en el "sistema de prostitución" de la residencia de Berlusconi en Arcore (ciudad italiana situada en la Provincia de Monza y Brianza, en la Lombardía) donde las jóvenes, "algunas de ellas prostitutas profesionales, practicaban relaciones sexuales en múltiples contextos". El tribunal consideró probado que la persona que dirigía las exhibiciones sexuales de las jóvenes era el propio Berlusconi, quien impulsaba el denominado 'bunga-bunga', en el que las chicas se encargaban de "satisfacer los deseos del imputado".

Los problemas de Silvio con la justicia no quedan ahí y este mismo 2019, en octubre, la corte de Milán reabrió el caso Ruby 3, en el que se le acusa de pagar a una serie de jóvenes que asistían a sus "festines eróticos" para dar falso testimonio en sede judicial.







Comentarios 0


Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismas no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.