elEconomista.es

El batacazo empresarial de Victoria Beckham: su firma de moda, en número rojos

24/09/2019 - 11:17

A Victoria Beckham no le salen las cuentas. La diseñadora lleva una década al frente de su empresa de moda, Victoria Beckham Limited, pero en todo este tiempo tan solo ha cosechado números rojos. La mujer de David Beckham no obtiene beneficios con sus prendas, a pesar de que las pasee por las pasarelas más importantes del mundo.

Desde que la ex Spice Girls lanzara su firma, sus colecciones se han ido ganando un hueco en el mundo de la moda y han sido muy alabadas por los profesionales del sector. Sin embargo, las ventas no han ido tan bien como ella esperaba. "A pesar de que sus ventas suben un 17%, los beneficios en el último ejercicio cayeron un 20%", explica Luis Lara, profesor del Instituto Superior de Empresa y Moda de la Universidad de Navarra y consultor de moda de Retalent a La Razón. "En diez años no ha dado todavía beneficios y, pese a los buenos datos, es una empresa muy pequeña para el sector del lujo", ha explicado.

El experto ha explicado que "es una marca cuyo éxito está llevando más tiempo del que corresponde" y ha valorado la situación que atraviesa la firma: "Y el problema del lujo es que se trabaja en el medio y largo plazo, y aquí puede que la relevancia de Victoria decaiga. Está muy bien contar con inversores, pero necesita también un socio industrial que conozca bien mercados como el asiático y que además fabrique. Así solucionaría esa parte del negocio ya que ella no deja de ser una 'outsider' del sector".

Lea también - Un español, al rescate de Victoria Beckham: la diseñadora ficha a un ex directivo de Inditex para su firma

Lara ha explicado cuál es el gran error de Victoria: "Todas las temporadas lanza una colección que varía según las tendencias, pero no ha conseguido elaborar un producto icónico que 'le de comer'', como ha ocurrido con Gucci o Balenciaga". Para él, esta es la clave de las empresas de moda. "Son un seguro de venta que además hace que los clientes te compren otras cosas. Eso o iniciar colaboraciones potentes, como hizo Stella McCartney con Adidas".

La firma en cuestión pertenece a la empresa que tiene junto a su marido David Beckham. Hasta el momento, el negocio ha obtenido sus principales beneficios gracias a la explotación de los derechos de imagen de ambos. Mientras, la firma de moda de Victoria ha supuesto pérdidas millonarias de alrededor de 10 millones de euros en 2017 y 2018.

Y todo pese a que la pija de las Spice Girls ha contado con el apoyo de importantes inversores, como la empresa Neo Investment, que adquirió en 2017 una participación minoritaria de la firma por 33,5 millones de euros. David también le ha proporcionado alguna que otra ayuda económica para hacer frente a los números rojos.

Los últimos movimientos de Victoria Beckham

En los últimos meses, la diseñadora ha realizado importantes cambios en su negocio. Este mismo año ha incorporado una nueva línea de negocio, Victoria Beckham Beauty, junto a la conocida firma de Estée Lauder. Aun así, el profesor advierte del peligro: "Debería tener cuidado, porque está en un momento crítico para el desarrollo de la marca, el volumen de ventas es pequeño y si en un periodo de tres a cinco años no consolida la firma puede verse en una situación complicada donde podría quedar como marca residual para un mercado barato, outlet o un online de precios medios bajos. Incluso desaparecer". 

Lea también - El imperio de David y Victoria Beckham: un matrimonio de 900 millones de euros

El pasado mes de julio, Victoria Beckham movió ficha en su plantilla y fichó a un español como director financiero de su firma. El afortunado fue Pablo Sande, un gallego de 39 años dispuesto a sacar a flote el negocio de la señora Beckham: "Me atrae el hecho de formar parte del cambio de rumbo de la empresa: hay que pasar de pérdidas a ganancias. Es un gran reto y estoy convencido de que será gratificante", dijo el propio Sande para La Voz de Galicia. El español entró tras la salida repentina del italiano Paolo Riva, que presentó su dimisión alegando "motivos personales".







Comentarios 0