elEconomista.es

El misterioso mensaje de la ex mujer de Alejandro Sanz tras descubrir el nuevo amor del cantante

16/09/2019 - 10:14

El pasado viernes saltó la bomba: Alejandro Sanz, de nuevo enamorado. Dos meses después de divorciarse de Raquel Perera, el cantante fue fotografiado en actitud muy cariñosa con una guapa artista cubana llamada Rachel Valdés. Tras las instantáneas, la ex mujer del madrileño lanzó un misterioso mensaje en las redes sociales.

Lea también - Alejandro Sanz, ilusionado: así es la guapísima cubana que le ha conquistado

"Las alas son mías, y el cielo de nadie, vente viernes conmigo a volar", escribió en Instagram el mismo día que salieron a la luz las imágenes, publicadas en la revista Corazón. Raquel acompañó estas palabras con un selfie suyo y los hastags: "#luzycieloparavolar #vienencosasbonitas #lavidaesbella".

Así reaccionaba Perera tras ver cómo su ex marido ha rehecho su vida junto a Valdés, quien le ha acompañado este verano en su gira por Estados Unidos. Chicago, Orlando y Washington fueron algunas de las ciudades testigo de su amor. En la última, disfrutaron de una romántica cena y una visita a algunos monumentos históricos, como el Obelisco.

La noticia del nuevo romance de Alejandro no le ha sentado muy bien a gran parte de los casi 80.000 seguidores que tiene Raquel en Instagram. Muchos de ellos han mandado ánimo y apoyo a la ex mujer del cantante, al tiempo que arremetían contra el intérprete de Corazón partío: "No te conozco pero qué bueno librarse de un infiel como Sanz. Ahora a dormir feliz", "Eres una gran mujer", "Siempre a desplegar las alas. Esta vez volarás más alto" o "Suelta lastre, planea en el infinito y disfruta desde el horizonte", le decían en la red social.







Comentarios 0


Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismas no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.