elEconomista.es

La desastrosa vida de Neymar: de la violación que no fue a los conflictos judiciales con el Barça

13/09/2019 - 17:49

Hotel en las inmediaciones del Arco del Triunfo, a 18 kilómetros de la residencia de Neymar Jr. Habitación 203. La modelo que soñaba con tener una relación sexual con el futbolista le espera ansiosa, después de viajar desde Brasil hasta la capital francesa por cortesía del jugador, que corre con todos los gastos.

Sobre el pecho izquierdo de Najila Trindade, la modelo, un corazón pintado con carmín en rojo pasión con el diminutivo del deseado: Ney. Pero lo que iba a ser un encuentro placentero, de puro fornicio, se convierte en un lío descomunal por falta de condones. Sin preservativo no hay paraíso. Le dice Trindade al astro que si quiere copular ha de ser con protección. Se mira en los bolsillos, no lleva. Ella echa un vistazo al bolso, al cajón de la mesilla, por si acaso, tampoco. Así que, según relato de la chica, Neymar, fuera de sí, se lanza sobre ella y la viola. Le deja marcas, "en los glúteos, en las piernas", tal y como consta en la denuncia que presentó días después en su país.

No obstante, y antes de llegar hasta la comisaría, Najila volvió a citar a Neymar en la habitación 203 del céntrico hotel parisino un día después y le preparó una celada. El chico entró como el toro al capote. En el cuarto de baño, entre las toallas, su móvil, que empezó a grabar cuando llegó el futbolista. Lo que se ve en menos de un minuto: Ney se tumba en la cama; ella, sobre él, y de repente la modelo se incorpora, le abofetea, le insulta, él trata de defenderse y sale por pies de la suite. Dice Najila que el vídeo dura siete minutos, que tenía preparada una segunda entrega, supuestamente más contundente y en la que no parecía que la víctima era él, pero se lo robaron. Mire usted por dónde.

Cuando Neymar y su padre ven el escándalo por doquier, y el vástago se ve en todos los medios del mundo mundial acusado de violación por la modelo Trindade, pasan al contraataque. Ney publica conversaciones de 'guasap' entre él y ella y fotografías de la muchacha escasa de ropa… Eso es un delito, le espetan. Él se defiende y culpa a uno de sus asesores, aunque en uno de los vídeos que publicó entre la maraña aparecía él exculpándose y cargando contra la mujer.

Pasa el tiempo, uno tras otro, hasta tres, los abogados se desentienden de Najila y el pasado mes de agosto la denuncia contra el internacional brasileño es archivada por falta de pruebas. A Najila el mundo se le hace más pequeño, empieza a perder batallas y llega septiembre y aún recibe otro revés aún más doloroso: la Policía Civil del estado de Sao Paulo anunció el pasado martes una demanda legal contra Trindade por tres delitos: "Denuncia difamatoria, fraude procesal y extorsión".

Trindade se defiende: "No hay pruebas; solo prejuicios por ser mujer". "No tengo vida", continúa, y añade: "No hay respeto, fui maltratada, humillada. Hoy entiendo porque las mujeres se callan. Es bastante difícil. Estoy siendo muy fuerte, porque es algo que me duele, como mujer, como madre y como hija".

Najila se ha encontrado enfrente a otra mujer, la fiscal Monique Lima, que es quien plantea la denuncia contra ella. Su nuevo abogado, Cosme Araujo, no tiene palabras. Así que Neymar ha cerrado un frente, no hay pruebas de que violase a la modelo, pero aún tiene pendientes varias causas. Porque la vida de quien en su día aspiró a suceder a Messi y a Cristiano Ronaldo es un completo desastre.

Lea también - La mujer que acusó a Neymar de violación, imputada por falsa denuncia y extorsión

Tiene que responder ante la justicia de Río de Janeiro por divulgar en las redes sociales aquellas conversaciones con la modelo y sus fotografías. Otro follón: la Hacienda de Brasil le ha embargado 36 propiedades por haber contraído una deuda de 16 millones de euros con el fisco. Más, la Audiencia Nacional española está aún por determinar en qué juzgado tendrá que presentarse para aclarar todo el conflicto que suscitó su fichaje por el Barça y que retuvo en prisión a Sandro Rosell cerca de dos años. Y una más, pesa sobre él una denuncia del Barcelona por incumplimiento de contrato, por irse al PSG, y le reclama 75 millones; pero hay otra de él contra el club azulgrana, al, que exige el pago de 26 millones de euros por la prima de renovación de la que ya cobró 14 millones.

Y a todo esto, con los cañones cargados, decían que el Barcelona estaba tratando de recuperar a Neymar este verano por deseo exclusivo de Messi. Pues parece que no. Lo que no puede ser no puede ser y además es imposible: Neymar, aunque hayas ganado un pleito a la modelo, polvo eres.







Comentarios 0