elEconomista.es

Gwyneth Paltrow se desnuda en Instagram y presume de trasero a los 46 años

12/09/2019 - 11:02

Gwyneth Paltrow ha compartido una fotografía en Instagram en la que posa completamente desnuda desde una colina. La actriz ha presumido de cuerpazo a sus 46 años, esculpido a base de yoga y gimnasio, aunque ha recibido algunas críticas apuntando a una excesiva delgadez.

La protagonista de Shakespeare in Love ha publicado esta instantánea desde la cuenta de su empresa Goop, una tienda dedicada al estilo de vida moderno. La actriz se ha puesto muy filosófica y ha acompañado a la fotografía con una reflexión: "Nos mentimos a nosotros mismos por buenas y malas razones, autoprotección o auto-sabotaje (que a menudo son lo mismo). ¿Pero por qué? ¿Por qué escuchar a nuestro cuerpo es lo mejor que se puede hacer para deshacernos de nuestros propios prejuicios?".

Lea tambiénPenélope Cruz luce un llamativo mono verde para apoyar a su amiga Gwyneth Paltrow

La ex de Chris Martin ha recibido muchos piropos pero también una gran cantidad de críticas: "Esta imagen corporal es poco realista. Para afirmar que se trata de empoderar a las mujeres, se necesita un control de la realidad y ser real", "Qué imagen tan idealizada y superficial" o "Quizás un cuerpo menos perfecto sería más alentador".

Lea tambiénGwyneth Paltrow y su marido, el productor Brad Falchuk, viven en casas distintas

La empresa de Paltrow, Goop, también ha estado envuelta en polémica desde su apertura en 2008, por los elevados precios de sus productos y por promover cuestionados métodos de medicina alternativa. A través de ella, la protagonista de Vengadores también trabaja con diferentes marcas de ropa y promociona ventas exprés, además de contar con su propia revista impresa y un podcast sobre estilo de vida.







Comentarios 0


Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismas no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.