elEconomista.es

Daniil Medvedev, el rival de Rafa Nadal en la final del US Open: así le ayuda su mujer a ganar partidos

9/09/2019 - 0:39

El último hombre al que batió Rafa Nadal para proclamarse campeón del US Open en la madrugada de este domingo ha experimentado una gran mejoría en su juego en estos últimos meses. La 'culpable' de este crecimiento no es otra que su mujer, Daria Medvedev, quien le ha ayudado a "jugar mejor", según comentó Daniil Medvedev, se casó con ella el año pasado. De hecho, la semana que viene celebra su primer aniversario de boda. El ruso, con solo 23 años, ya se encuentra en el puesto número 4 del ránking de la ATP y ha recaudado más de seis millones de dólares en lo que va de temporada.

Medvedev llegó al US Open en buena forma después de llevarse su primer título Masters 1000 en Cincinati el mes pasado. El ruso venció a David Goffin en dos sets y ahora ha tenido tenis suficiente como para luchar con el número 2 del mundo, el español Rafa Nadal, por su primer Grand Slam.

Lea también: Rafa Nadal y Xisca Perelló se casan el 19 de octubre en un castillo mallorquín del siglo XVII

Medvedev, que mide casi dos metros, contaba en la tarde de este domingo, noche en España, con su esposa Daria, mientras que el tenista español tenía a su prometida en la grada de Nueva York para apoyarle en esta final, además, de su madre y su hermana. Recordemos que Xisca y Rafa se casan el próximo 19 de octubre.

¿Quién es la joven esposa de Medvedev? La emergente estrella del tenis se casó con la que era su novia en septiembre del año pasado después de salir durante cuatro. Al igual que su esposo, Daria también es de Moscú.

Medvedev ha elogiado a su esposa y dice que ella le ha hecho mejor jugador. "Es uno de los miembros más importantes de mi equipo", dijo en una conferencia de prensa en Washington el mes pasado. "Me da mucha confianza. Siempre digo que el momento en que me declaré fue cuando comencé a subir", comenta el tenista. "Fue entonces,  después de Wimbledon, me sentía como si tuviera 65 años o algo así, y al final del año, me sentía como su tuviera 15". "Quiero decir que hice el mejor juego que pude haber hecho el año pasado, y solo estaba subiendo, y ella hace mucho por mí para poder jugar mejor tenis".







Comentarios 0


Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismas no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.