elEconomista.es

Victoria Federica envía un mensaje a su 'ex' y saltan chispas

16/08/2019 - 16:59

Donde hubo fuego siempre quedan rescoldos y en el caso de Victoria Federica y Gonzalo Caballero vuelven a arder después de un paréntesis de más de tres meses. Si el pasado mes de mayo saltaban las alarmas por la ruptura de la nieta real y el torero, este jueves las carpeteras están de enhorabuena: él reapareció en los ruedos tras su cogida y ella no estuvo en cuerpo pero sí en espíritu.

En espíritu y en redes sociales. Victoria Federica le ha enviado un mensaje a su 'ex', que este jueves saltó de nuevo al ruedo tras pasar 12 semanas recuperándose de la cogida en San Isidro. "Muy Feliz de volver así. Detrás de este vestido de luces hay mucha lucha por poner la pierna a punto y las sensaciones de hoy han sido muy bonitas", escribió el diestro. Entre los cientos de mensajes recibidos, estaba en de la hermana de Froilán: "Increíble morritos", junto a un emoticono de fuego y otro de corazón.

Lea también: Bikinazo real: Victoria Federica lo enseña todo en Sotogrande

La pareja estuvo muy unida hasta el pasado mes de mayo, cuando llamó la atención la ausencia de Victoria Federica en la plaza de Las Ventas de Madrid para ver torear a Caballero y posteriormente en el hospital, donde el diestro no recibió su visita en los seis días que estuvo ingresado. Este distanciamiento coincidió con un desencuentro entre Caballero y Froilán, hasta entonces su íntimo amigo, que, según se publicó, sospechaba que el joven estaba filtrando información sobre él a la prensa.

Lea también: Victoria Federica: la verdad sobre su presunta espantá para vivir con el torero

Sea como fuere, parece que la ruptura entre Victoria Federica y Gonzalo Caballero no es total y, quién sabe, algunas segundas partes sí que fueron buenas.







Comentarios 0


Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismas no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.