elEconomista.es

La pasión de Pilar de Borbón: cambia los barcos por las misas en Mallorca

16/08/2019 - 10:44

La infanta Pilar descansa estos días en Mallorca y ella, lejos de la pasión que siente su hermano por los barcos y la navegación, ha centrado la suya en una actividad bien distinta: la misa. La tía de Felipe VI reparte su tiempo entre los paseos por las playas más tranquilas de la zona y las iglesias, pues la Borbón más religiosa de todos no se pierde un servicio.

Los fieles de la ermita de Portals Nous se quedaron boquiabiertos el pasado 4 de agosto cuando vieron llegar a la infanta Pilar. Vestida con pantalones y un sombrero de paja, la hermana de don Juan Carlos asistió a la homilía del sacerdote Pep Toni, uno de los más conocidos de la isla. Acompañada por Mayte Spínola, una de sus 'escuderas', su nieto y un buen grupo de escotas, la hermana real subió al altar para leer unos salmos, según El Español.

La infanta es una mujer de misa diaria, aunque no siempre la disfruta en el mismo templo. Su ruta eclesiástica en la zona de Calvià comprende la parroquia de Son Ferrer, que suele realizar procesiones; la de Palma Nova, cuyas homilías pueden ser bilingües; y la parroquia de Magaluf, que hace misas a primera hora de la mañana.

Lea también: La infanta Pilar confirma su enfermedad: "Tengo cáncer de colon"

A sus 83 años recién cumplidos, la infanta Pilar se recupera de un invierno complicado. En el mes de febrero pasó 18 días ingresada por una obstrucción intestinal. Más tarde, este portal adelantaba en exclusiva que la hermana del rey sufría cáncer de colon, tal y como ella corroboró más tarde.







Comentarios 0


Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y las mismas no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.