Actualidad

Sergio Ramos se enfrenta a un presunto delito que podría acarrear años de cárcel

Este viernes en el ayuntamiento de Alcobendas se celebra un pleno de carácter urgente para proponer una sanción a Sergio Ramos. El marido de Pilar Rubio está reformando la casa y habría talado casi 40 encinas.

Un vecino se ha dado cuenta del problema y hay quien considera que la tala podría ser constitutiva de un presunto delito contra el medio ambiente. El ayuntamiento propone una sanción contra el futbolista de 260.000 euros y además obligar al capitán de la Selección Española a reponer el daño.

Lea también: Sergio Ramos apoya a Luis Enrique ante su gravísimo problema familiar

Fuentes jurídicas consultadas no descartan que se trate de un delito penal que podría incluso acarrear pena de prisión. De momento, según ha podido saber Informalia, el ayuntamiento va contra la empresa propietaria de la finca, aunque el dueño de la casa sea Sergio Ramos.

A falta de que se celebre la vista, se ha filtrado que todos los concejales votarán la sanción, aunque es posible que además el consistorio proceda a iniciar medidas legales.

El ayuntamiento propone una multa pero es probable que además luego llegue una demanda vía penas por presunto delito contra el medio ambiente, lo cual puede acarrear incluso penas de cárcel de cuatro o incluso cinco años, dependiendo de varios factores.

El área afectada por la tala es una zona emblemática situada en La Moraleja, en el Encinar de los Reyes, y al parecer se trata de encinas centenarias. La policía ha dado fe del presunto delito, que fue grabado por un vecino y llamó a la policía. De momento, ni Sergio Ramos ni nadie en su nombre se ha manifestado al respecto.

Hace casi dos años que Ramos adquirió su nueva casa en La Moraleja, una zona exclusiva al norte de Madrid donde el futbolista llevaba instalado una década. La mansión en cuestión cuenta con más de 1.400 metros cuadrados construidos, pero cuando la adquirieron tuvieron que tirarla entera para diseñarse un chalé a su gusto. Lo mejor es la parcela, de 15.000 metros cuadrados, con jardín y piscina. El propietario pedía 5 millones de euros, pero la Sergio y Pilar lograron bajar el precio hasta los 4,2 millones.

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
arrow-comments