Famosos

La mujer que acusó a Conde-Pumpido por presunta agresión sexual, en busca y captura por intento de asesinato en Brasil

Aline, la mujer que denunció a Cándido Conde-Pumpido por una presunta agresión sexual arrastra un pasado delictivo en Brasil, pues existe una orden de busca y captura contra ella por tentativa de homicidio. La mujer intentó perpetrar un crimen contra un hombre con el que había quedado a través de una aplicación de citas en São Paulo.

La mujer mantuvo relaciones sexuales con su acompañante, con el que llamó después a una tercera persona. Durante la cita, en la que ambos consumieron alcohol, Aline sufrió un brote psicótico, cogió dos cuchillos y asestó varias puñaladas a su acompañante, que tuvo que ser atendido tras sufrir heridas de gravedad. Tras lo ocurrido, Aline huyó de Brasil y todavía se enfrenta a una orden de busca y captura por una acusación de homicidio violento, según ha informado este martes el programa En boca de todos.

Esta información llega días después de que Aline retirara todos los cargos contra el abogado. "Retiré la denuncia porque era mejor para mí, para mi paz y para seguir adelante", comentó la brasileña por vía telefónica a Telecinco. Y recalcó: "Nadie me ha pagado ni un euro, lo hice porque quise porque vuelvo a Brasil, a mi país, y solo quiero paz y tranquilidad".

Tras sus declaraciones, su abogada, Beatriz Uriarte, arrojó luz a lo sucedido: "Ha sido un procedimiento muy mediático que le ha generado mucho estrés. Las razones por las que ha decidido retirarla son muy personales y ella tendrá que explicarlas si quiere, pero yo creo que ha quedado bastante claro. Ha priorizado su paz".

Este giro en los acontecimientos se dio veinte días después de que el nombre de Conde-Pumpido copara los titulares tras ser acusado de haber cometido una presunta agresión sexual contra la mujer en colaboración con otros dos hombres el pasado 3 de noviembre en su chalet. El hijo del presidente del Constitucional siempre negó las acusaciones, pero la situación pudo con él: llegó a pasar por el hospital hasta en dos ocasiones por problemas severos de ansiedad.

La última vez que tuvo que recibir atención psicológica fue a mediados del mes de noviembre, cuando ingresó en un hospital psiquiátrico a causa de un intento autolítico. El letrado arrastraba problemas mentales desde hacía años y los trataba con medicación y especialistas, pero la denuncia de la mujer y el eco mediático han agravado sus síntomas.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud