Famosos

Álvaro Morata y los otros capitanes de La Roja tardan 15 días en calificar de "inaceptables" los comportamientos de Rubiales

Hasta 15 días han tardado los capitanes de la Selección Española de Fútbol en reaccionar al inaceptable beso de Luis Rubiales a Jennifer Hermoso tras convertirse en campeona del mundo junto al conjunto femenino español. Álvaro Morata, César Azpilicueta, Rodrigo Hernández y Marco Asensio no han dado un paso al frente hasta este lunes 4 de septiembre. En rueda de prensa han leído un comunicado en el que denuncian lo ocurrido el pasado domingo 20 de agosto en Sidney.

"Una vez concentrados en Las Rozas, los jugadores de la Selección queremos subrayar varias cuestiones a propósito de los últimos acontecimientos que han perjudicado a la imagen del fútbol español", han manifestado, en boca de Morata.

En primer lugar, los capitanes de la absoluta masculina han felicitado a sus compañeras por el logro histórico: "Queremos trasladar, una vez más, nuestro orgullo y nuestra más sincera felicitación a la Selección femenina por el título de campeonas del Mundo en Sídney. Un hito histórico cargado de significado que marcará un antes y un después en el fútbol femenino español, inspirando a muchísimas mujeres con un triunfo de valor incalculable. Por ello, queremos lamentar y expresar nuestra solidaridad con las jugadoras que han visto empañado su éxito". 

En este sentido, condenan los actos del ex presidente de la Real Federación Española de Fútbol: "Queremos rechazar lo que consideramos unos comportamientos inaceptables por parte del señor Rubiales, que no ha estado a la altura de la institución que representa".

Los futbolistas añaden: "Nos situamos de manera firme y clara del lado de los valores que representa el deporte. El fútbol español debe ser motor de respeto, inspiración, inclusión y diversidad y debe dar ejemplo con sus conductas tanto dentro como fuera del campo".

Por último, los jugadores se centran en los nuevos retos deportivos que tienen por delante: "Desde hoy, afrontamos una concentración decisiva para el futuro del fútbol español en nuestro camino para la clasificación de la Euro2024 con dos partidos frente a Georgia y Chipre. Nos gustaría que, a partir de ahora, nos pudiéramos centrar en cuestiones deportivas ante la relevancia de los retos que tenemos por delante".

Como decíamos, el comunicado de la Selección masculina ha llegado dos semanas después de lo ocurrido y tras recibir una oleada de críticas en las redes sociales por no pronunciarse al respecto. Borja Iglesias fue de los pocos jugadores internacionales que denunció lo ocurrido rápidamente. El jugador del Betis, además, anunció que no volvería a la absoluta mientras la situación no cambiase. 

Jennifer Hermoso mantiene que el beso que le propició Rubiales no fue consentido. La FIFA ya abrió un expediente disciplinario contra Rubiales tras su bochornosa rueda de prensa y le inhabilitaron como presidente durante 90 días. Sin embargo, la organización internacional del fútbol se está planteando ampliar esta inhabilitación a 15 años, según adelantó hace unos días el medio británico Daily Mail. Rubiales también se tocó sus partes en el palco tras el gol de Olga Carmona.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud