Famosos

Conchita, la poligrafista de 'Sálvame', habla tras el fin de 'Deluxe' : "El dinero saca lo peor de la gente"

"Miente o dice la verdad". A Conchita Pérez, la poligrafista de Sálvame Deluxe, le bastaba con un silencio de más, o de menos, para conocer si aquellos que se sentaban junto a sus famosos cables estaban siendo sinceros.

A la de Zaragoza ya nada le escandaliza. Sexo, mentiras, infidelidades y, en la mayor parte de las veces, dinero de por medio. Tras más de 10 años encaminando las noches de Telecinco, Conchita dijo adiós el 14 de julio a su último polífrago en televisión por el cierre de Deluxe.

Más de una década delante de los focos dan para mucho. Y aunque siempre ha mostrado su faceta más simpática con sus compañeros de Telecinco, la zaragozana ha revelado a El País que había mucha hipocresía en el plató y gente que no es lo que parece. 

"Profesionalmente, no es tan interesante. Eran temas repetitivos, sobre la conducta sexual o relaciones personales de los famosos, y más o menos sabías el resultado. Han sido años muy buenos, aunque también ha habido decepciones. Nunca he hecho pandilla con los colaboradores", cuenta como si las tornas hubieran cambiado y, ahora, el polígrafo se lo estuvieran haciendo a ella. 

Quizás, mantenerse al margen de sus compañeros ha hecho que Conchita continúe con su negocio en paralelo a la televisión. A día de hoy, que su papel en la parrilla de Mediaset ha terminado, la encargada de destapar mentiras aplica el polígrafo a particulares por 375 euros el caso.

"Estoy curada de espanto", asegura al recordar su trabajo como directora en un hotel de carretera. "Camioneros toxicómanos, empresarios corruptos, jueces e infieles. Y en consulta, cuándo crees que lo has oído todo aparece algo más gordo. Parece mentira que el ser humano sea tan ruin: hijos que maltratan y roban a sus padres... Hay mucho sexo, claro, pero lo peor siempre tiene que ver con el dinero. El dinero saca lo peor de la gente", sigue desvelando en El País.

La que fue poligrafista durante más de una década en el plató liderado por Jorge Javier Vázquez descansa de la televisión y, por ende, del dinero y de la fama. "El dinero mueve la fama y la fama, el dinero", concluye.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud