Famosos

Carmen Borrego cuenta la verdad sobre la enfermedad de María Teresa Campos: "Llegará un día en el que no nos reconozca. Todo va muy rápido"

El último Día de la Madre ha sido especialmente duro para Terelu y su hermana pues la suya, María Teresa Campos, se encuentra en un momento muy delicado. Las hermanas han mantenido un extraordinario celo estos últimos meses sobre el estado de salud de la presentadora, de 81 años, pero este martes Carmen Borrego ha arrojado luz a las sombras: "No hay nada que ocultar ni de lo que avergonzarse. Es momento de dejarla descansar, de darle naturalidad a lo que pasa porque es verdad que cada vez vivimos más años pero llegamos peor y esto le pasa a mucha gente. Las enfermedades mentales están ahí y hay que conocerlas".

La tertuliana de Sálvame lo está pasando mal pero ya no quiere seguir haciéndolo en silencio: "No hablamos de una enfermedad clara porque no está diagnosticada, pero llegará el día en que mi madre no nos reconozca", ha desvelado. "Todo ha ido muy rápido, por eso es tan duro. En general las personas no estamos preparadas para algo así, cómo hablarle a una persona así, cómo tratarla".

Carmen ha querido justificar así la actitud que las hermanas han tomado frente a la situación y por la que muchos las han criticado: "He llegado a la conclusión de que ocultar la realidad no es nada bueno, da paso a especulaciones y no beneficia a nadie. Ni la tenemos aislada, ni encerrada, ni nada de eso". Ambas han pedido en reiteradas ocasiones a los medios de comunicación que no fotografíen a su madre en los pocos paseos que da por la calle y que no la molesten: "Es una cuestión de dignidad".

Borrego ha añadido: "Tenemos mucha suerte de tenerla con nosotros y de que aún nos reconozca, que es algo que nos costará aceptar. Lo estamos haciendo lo mejor posible. Hemos pasado de apoyarnos en ella a tener que cuidarla, es muy duro. Ella es la que siempre ha ayudado, ha cuidado, y ahora está pero de otra manera. Perderla da mucho vértigo". Y ha desvelado algunas anécdotas de su día a día: "Ella, en su mundo, quiere seguir trabajando. Yo me siento con mi madre y hacemos escaletas juntas. El otro día me propuso acabar el programa con Gustavo (el chófer) y José Carlos (marido de Carmen) cantando", ha contado entre risas y lágrimas. "Verla sufrir, con ansiedad y ver ciertas cosas con las que no la puedes ayudar es terrible. Es muy difícil cuidar a alguien así. Preferiría que no nos conociera, que no se diera cuenta de nada".

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud