Famosos

Sara Carbonero, arropada por su novio, Nacho Taboada, en el hospital: la visita más especial

Sara Carbonero, que hace tres años fue diagnosticada de cáncer de ovario, fue operada este lunes de urgencia. La periodista, de 38 años, está arropada por su madre, su hermana, su mejor amiga (Isabel Jiménez) y también por su novio, Nacho Taboada, que este jueves la visitó en el hospital.

Lea tambiénIsabel Jiménez habla sobre el ingreso de Sara Carbonero tras el rebote de Iker Casillas

El cantautor de 35 años acudió en su coche hasta la Clínica Universitaria de Navarra con semblante serio, propio de las circunstancias. Es uno de los grandes apoyos en la vida de la periodista. Salen juntos desde hace unos meses, desde que ella rompiera con el cantante flamenco Kiki Morente (32). 

Es momento para centrar las energías en su recuperación. Nacho Taboada no ha realizado ningún movimiento en su perfil de Instagram, mientras que la madre de Martín y Lucas se ha limitado a compartir una canción muy significativa.

Casillas, por su parte, permanece en Catar, hasta donde viajó, antes de la operación de su ex, con la delegación de TVE para cubrir el polémico Mundial. Dándole normalidad al asunto, los pequeños están bajo los cuidados de otros familiares. El ex guardameta del Real Madrid ya mostró su enfado por la difusión de la noticia: "Lamentable".

Lea tambiénAna Rosa Quintana empatiza con Sara Carbonero y pide calma: "Dejemos que se recupere"

No han trascendido más detalles acerca del estado de salud de Carbonero, aunque como bien señaló Ana Rosa Quintana este jueves, podría tratarse de una pequeña intervención realizada tras una de sus frecuentes revisiones: "Dejemos tranquilamente que se recupere. Se va a recuperar. Esto le ocurre porque hay un proceso y porque está súper revisada. Nada extraño, hay intervenciones menores. No asustemos a la gente. Nos puede pasar a cualquiera", señaló en su programa.

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
arrow-comments
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.