Famosos

Carmen Borrego, desesperada porque su hijo ni la habla: El Cochero de Drácula toca fondo

Esta vez Carmen Borrego sí que la ha liado bastante. Los que la conocen de verdad saben que es capaz de casi cualquier cosa por dinero, pero nunca hubieran imaginado que también antepusiera el parné a su hijo. A sus 56 años, cumplidos hace dos semanas, esta Libra lleva décadas buscando el equilibrio entre su familia y su cuenta corriente.

Lea también: Terelu ataca sin piedad a su sobrino tras ver hundida a su hermana: "Eres una marioneta"

Potota, rebautizada por su sobrina como El Cochero de Drácula, siempre se ha vanagloriado de ser una madraza, pero la verdad es que en esta ocasión su comportamiento ha dejado mucho que desear, hasta el punto de que la bronca con su vástago ha sido de las que hacen historia. 

Según ha podido saber Informalia, José María Almoguera llamó a su madre y le cantó las cuarenta nada más ver la exclusiva. Él sabía que Carmen iba a hacerla, porque en un principio iban a hacerla los tres (José María, Paola y Carmen Borrego), pero tras los terribles audios que le robaron a su nuera todo cambió. Carmen se puso como una fiera con su hijo y él sacó la cara por su mujer y ahí empezaron las movidas. De hecho, Paola se disculpó con toda la familia, incluida la matriarca Teresa Campos, a la que también aludía. 

Pero tras leer la exclusiva, que Carmen se va a embolsar íntegramente, José María se enfadó tanto que no pudo más que llamar a su madre y decirle todo lo que pensaba. No podía creerse que saliera poniendo a parir a su mujer, que la calificara de monstruo, de mala persona, de rencorosa, que incluso se metiera con su suegra. No daba crédito a lo que su madre había soltado por su boca a cambio de dos duros. José María, profesional de los medios aunque detrás de las cámaras, llegó a pedirle que no fuera ese día a Sálvame porque sabía lo que iba a pasar y no quería que convirtieran esa entrevista en un espectáculo bochornoso, como finalmente ocurrió. Pero ella se negó radicalmente. Prefirió ir al programa a atender la súplica de su hijo. 

Pero no solo eso. Una vez metida en la pomada, viendo cómo un reportero, por su culpa, seguía a su hijo por la calle mientras este hacía grandes esfuerzos por no encararse con él, y mientras sus compañeros cargaban contra él por no contestar y le tachaban de calzonazos y a Paola de "chunga y macarra", Carmen se mantenía impasible y en ningún momento reprochó a sus compañero para que pararan las voraces críticas. 

Todo esto ha sido la gota que ha colmado el vaso de José María con su madre. "Ha roto totalmente con ella. No quiere saber nada de ella. Está muy cabreado, muy dolido. Su madre les ha puesto en una situación muy complicada como pareja que podría pasarles factura", nos apunta un amigo del matrimonio Almoguera. "Lo están pasando fatal", nos asegura. "Y no entienden cómo una madre puede hacer eso a su hijo", inciden. 

Desde ese momento no ha habido comunicación, ni una llamada, ni un mensaje. No quieren saber nada de Carmen, ni su hijo, ni su nuera. Y aunque ella haya dicho que necesita poner límites y que necesita pasar un tiempo sin hablar con José María, la realidad que es ha sido él quien se niega. José María no quiere saber nada de Carmen ni de la prensa. Está escaldado. Lo peor de todo esto es que Carmen está convencida de que ella ha obrado bien y no entiende el cabreo de su hijo. A esto hay que añadir las tensiones que todo esto ha provocado en el clan Campos, incluida María Teresa, y no digamos de Terelu y de Alejandra Rubio, la sobrina a la que Borrego llamó La niña de la curva y que no ha salido indemne de los furibundos ataques de Paola, la protagonista de los audios incendiarios.

comentariosicon-menu1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
arrow-comments

Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Mara
A Favor
En Contra

Por lo general, lo de vender hasta a tus hijos suele ser un eufemismo, pero estas gordas no tienen límites, ven un euro y se les licúan las bragas.

Puntuación 3
#1