Famosos

Felipe VI no puede "dar besitos": el momento más incómodo de su visita a Lebrija

El Rey viajó este miércoles a la localidad sevillana de Lebrija para celebrar el V centenario de la muerte del humanista Elio Antonio de Nebrija. Felipe VI disfrutó de una cariñosa acogida por parte de los vecinos y vecinas, algunas tan entusiasmadas por la presencia del monarca que no se conformaban con darle la mano: "¿Me puede dar un besito?", le preguntó una señora. "No, eso no puedo", le dijo él entre risas.

La visita, que realizó sin la reina Letizia, fue un auténtico baño de masas para Felipe VI, que disfrutó con el cariño y la gracia de los sevillanos. Todos detuvieron sus actividades para salir a la calle y él, agradecido, les saludó y se fotografió con ellos. Tras acabar la visita oficial, el rey cargó pilas en un conocido restaurante de la zona, Venta Esteban, al que avisaron apenas 40 minutos antes de su llegada.

Y es que ni don Felipe ni su equipo querían un trato especial, tanto es así que rechazaron comer en un salón privado y compartieron el comedor Abuela Petra con otros comensales, según el programa Hoy en día. Eso sí, comió de lujo: entremeses de jamón, queso y patatas aliñadas, ensaladilla, pescaíto frito, adobo y puntillas y, como plato principal, la especialidad de la casa: berza jerezana con chorizo, morcilla, carne, garbanzos, habichuelas y tagarninas. De postre, tocino de cielo.

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
arrow-comments