Famosos

Sanna Marin, primera ministra de Finlandia, se disculpa por las fotos en topless de sus invitadas

Sanna Marin se vio obligada la semana pasada a someterse a un test de drogas tras la petición de la oposición de su país. Todo a raíz de que salieran a la luz unos vídeos de la primera ministra de Finlandia disfrutando de una fiesta con amigas en su tiempo libre. Tras dar negativo, se ha difundido una nueva imagen perteneciente a otro encuentro que se celebró el pasado 9 de julio en la residencia oficial, Kesäranta.

Lea también - "Una raya de harina" desata la polémica: la primera ministra de Finlandia, en líos tras su vídeo de fiesta

En la instantánea subida a TikTok, aparecen dos amigas de la socialdemócrata dándose un beso y con el torso casi desnudo, mientras ocultan sus pechos con un letrero en el que se lee "Finland".  

Resultó llamativo el fondo azul sobre el que se tomaron la foto, muy similar al que utiliza la política en algunas ruedas de prensa oficiales. Tras este parecido, la líder finlandesa admitió ante los medios que la fotografía la sacaron en Kesäranta, la residencia oficial de los primeros ministros de Finlandia.

"Creo que esa foto no es apropiada, me disculpo por ello. No deberían haber tomado esa foto, pero por lo demás no ocurrió nada extraordinario durante aquella noche", aseguró, explicando que esta fue la única fiesta privada que se organizó en la residencia oficial durante sus vacaciones.

La primera ministra y su grupo de amigos, entre quienes se encontraban estas dos mujeres, acabaron en Kesäranta después de asistir a un festival de rock: "Tomamos una sauna, fuimos a nadar y estuvimos en el jardín, pero no entramos al edificio principal. Sólo usamos los aseos para invitados de la planta baja, que es donde al parecer se tomó esa foto". 

Esta nueva imagen, de nuevo tomada en el tiempo libre de la política, se ha difundido tras la polémica, para muchos sin sentido, que se generó a raíz de sus vídeos en otra fiesta, divirtiéndose como cualquier otro mortal. 

En dicha grabación, Marin aparece bailando con distintas figuras públicas, entre las que se encuentra la diputada Ilmari Nurminen, del Partido Socialdemócrata, así como las presentadoras Tinni Wikstrom y Karoliina Tuominen, o la 'influencer' Janita Autio. Parte de la oposición pidió que la 'premier' se someta a un test de drogas.

"Soy humana y a veces echo de menos la diversión y la luz en medio de estas nubes oscuras (...)  No he faltado ni un sólo día al trabajo y no he dejado nada por hacer", explicó tras dar negativo en el test.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud