Famosos

La casa madrileña de doña Pilar de Borbón tiene vida y precio, pero no está abandonada

Después de la muerte de doña Pilar de Borbón, en enero de 2020, la casa de la urbanización Puerta de Hierro, en Madrid, de la hermana del rey don Juan Carlos fue puesta a la venta por sus cinco hijos. Una magnífica vivienda de mil metros cuadrados, divididos en dos plantas, con piscina y un gran jardín, que salió a la venta con un precio de unos tres millones de euros, aunque en este gran momento del mercado inmobiliario se valora en mucho más.

Sin embargo, los Gómez Acebo no han conseguido desprenderse todavía de la histórica mansión, en la que la infanta Pilar recibía a menudo a su hermano Juan Carlos y donde reunía a toda la familia cada domingo para almorzar y también en los grandes acontecimientos, como las bodas de sus hijos o los bautizos de sus nietos.

Tras el fallecimiento de doña Pilar, su hijo menor, Fernando Gómez-Acebo, vivió allí una temporada pero en vista de los altos costes que suponía mantener la residencia, acordó con sus hermanos irse a un apartamento en Aravaca, donde ahora vive.

Lea también: Los hijos de la infanta Pilar de Borbón ponen a la venta las propiedades familiares

Desde entonces, la casa está vacía de inquilinos pero no abandonada. Este martes, los hijos de la fallecida duquesa de Badajoz se reunieron en torno a la piscina de la residencia de su madre para celebrar el cumpleaños del pequeño Juan Gómez-Acebo, hijo de Beltrán y su segunda esposa, Andrea Pascual, que cumple seis años. La primera mujer de Beltrán fue la modelo Laura Ponte, con la que tiene otros dos hijos.

Una fiesta infantil y familiar que ha vuelto a reunir a los hijos y nietos de la hermana mayor del rey emérito en una casa llena de recuerdos para todos ellos y que, mientras no encuentre comprador, vuelve a ser el punto de encuentro de la familia.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin