Famosos

Última hora en el caso de Luis Lorenzo y Arancha Palomino: el fiscal pide nueva autopsia para concretar cómo envenenaron a tía Isabel

Novedades en la investigación de la muerte de tía Isabel. Este lunes, el fiscal del caso ha solicitado una nueva autopsia para esclarecer la muerte de la anciana y ya es el tercero que se realizaría. Los dos anteriores han sido tajantes: falleció por una ingesta masiva de cadmio y manganeso. Ahora quieren determinar cómo y cuándo le fueron suministrados estos metales tóxicos. Además, ha solicitado interrogar al notario que autorizó los poderes a Arancha Palomino para manejar las cuentas de Isabel cuando, supuestamente, esta ya padecía demencia.

También han solicitado la participación de los médicos que trataron a la anciana en sus últimos meses de vida y que le recetaron dos de los cuatro fármacos (antipsicóticos y neurolépticos) que detectaron en el estudio del cadáver.

Lea también - Las palabras de Arancha Palomino a Luis Lorenzo de camino al calabozo: "Si llego a saber esto, la incinero y nadie se entera"

Este lunes ha salido a la luz la llamada que Luis Lorenzo, sobrino político de la fallecida, realizó al 112 tras la muerte de la misma. Desvelaba al técnico que lo atendió que el deceso no les había sorprendido, pues estaba en un estado terminal, un diagnóstico que no aparece en ninguno de los informes médicos de Isabel. Lorenzo declaró también que la señora no recibía cuidados paliativos, algo que no se entiende si, realmente, se encontraba en una fase crítica. Además, la policía está interesada en saber por qué decidieron viajar a Asturias el mismo día de la muerte, dejando a una anciana en supuesto estado terminal al cuidado de una extraña y sus dos hijos pequeños, y por qué realizaron una transferencia de 7500 euros desde la cuenta de la anciana a la de Palomino unas horas antes del deceso.

El actor, conocido por sus trabajos en Hospital Central o La que se avecina, y su mujer podrían enfrentarse hasta a 25 años de prisión por un delito de homicidio con premeditación. Están siendo investigados por la muerte de la tía de Arancha, fallecida en junio de 2021 en la casa en la que convivía con ellos en Rivas Vaciamadrid. Fue enterrada en su tierra natal, Asturias. Sin embargo, el hermanó de la víctima sospechó de las circunstancias y pidió una autopsia, que finalmente fue concedida por el juez. Los forenses encontraron en su cuerpo la presencia de dos metales pesados en dosis elevadísimas que habían provocado su muerte. Isabel, según la autopsia, murió envenenada y la etiología de su fallecimiento es violenta/homicida, motivo por el que tanto Luis como su mujer están siendo investigados.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin