Famosos

El actor Luis Lorenzo (acusado de asesinar a una anciana) estaba obsesionado con el dinero y con Carmen Lomana: ella está "en shock"

"Ya se ha muerto la tía, ya podemos comprarnos la casa". Son las estremecedoras palabras que pronunció Luis Lorenzo tras el fallecimiento de una anciana, tía de su novia, Arancha Palomino, del que ha sido acusado junto a su pareja. Amigos y conocidos del actor aseguran que estaba obsesionado con el dinero y que movía hilos para conocer a mujeres adineradas. Uno de sus objetivos fue Carmen Lomana.

Lea también: Detienen al actor de La que se avecina Luis Lorenzo y a su esposa por el asesinato de una anciana

Gente del entorno de Luis Lorenzo han afirmado a ABC que tenía planes para llegar hasta la socialité, por la que se sentía muy atraído. Pidió a algunos de sus amigos que intercedieran por él, que le hablaran bien a Lomana y organizaran un encuentro casual. Nunca lo hicieron. De hecho, estos mismos amigos decidieron darle la espalda cuando saltó su primer escándalo: una presunta estafa de más de dos millones de euros a una conocida empresaria farmacéutica.

Lomana, enterada de la situación, está horrorizada: "No he hablado con este señor en mi vida, no lo conozco. Lo conozco de lo mismo que lo puedes conocer tú, de verlo en alguna serie, que tampoco soy yo seguidora de esas series, pero, al final, son caras que se te quedan. Nunca he hablado con él ni lo conozco de nada, gracias a Dios. Estoy en shock", ha dicho en El Español. La empresaria, en declaraciones a otros medios, ha añadido: "Puede haber muchos locos pero yo no salgo con nadie que no conozca o no tenga referencias. A mí este señor no me hubiese sacado ni un duro".

Luis Lorenzo, conocido por series como La que se avecina u Hospital Central, y su novia han sido acusados de asesinar a la tía de ella por envenenamiento. Este viernes han pasado a disposición del juzgado de guardia de Arganda del Rey, en Madrid, y finalmente han sido puestos en libertad con cargos, aunque deberán comparecer ante el juez cada semana hasta el juicio. La víctima falleció en junio de 2021 en el domicilio de la pareja en Rivas Vaciamadrid, de supuesta muerte natural por demencia. Fue enterrada en su tierra natal, Asturias. Sin embargo, el hermanó de la víctima sospechó y pidió una autopsia, que finalmente fue concedida por el juez. Los forenses encontraron en su cuerpo la presencia de dos metales pesados en dosis elevadísimas que habían provocado su muerte. Isabel, según la autopsia, murió envenenada y la etiología de su fallecimiento es violenta/homicida.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin